Ante el avance de la oposición ñulista –incluida una solicitada publicada el sábado por “elecciones libres” firmada por una lista de importantes celebridades leprosas– parece que las relaciones de Eduardo J.López con sus socios de La Capital siguen fortalecidas: hoy publicaron un reportaje exclusivo al cuestionado titular del club para que se defienda a sus anchas sobre un puñado de temas polémicos.

 

 Asi arranca la nota publicada en Ovación, el suplemento deportivo de La Capital:

 

Eduardo López no es un dirigente de fácil abordaje. El presidente de Newell’s dice que cultiva un bajo perfil, aunque es consciente de que por su función y por el estilo con el que ejerce el cargo, su nombre ocupa un lugar en la opinión pública. Si bien accede a una charla abierta, muestra un comportamiento dispar durante el diálogo que mantuvo a solas con Ovación. Se explaya con gusto y naturalidad en los temas que mejor controla, como todo lo inherente a la vida institucional, política y deportiva del club que preside. Pero cuando las preguntas intentan bucear más allá de las fronteras, sus respuestas se tornan lacónicas y trata de evitar el espacio para la repregunta. Incluso, por momentos, el intercambio de palabras se hace ríspido. Y el tenor se hace confrontativo, al punto de imaginar que la entrevista puede terminar antes. Pero no.

   — ¿Por qué se oculta y siempre busca que la gente le tenga miedo?

   —No me oculto y tengo una cultura de bajo perfil. Tampoco busco que me tengan miedo y no creo que me tengan miedo como usted dice.

   — ¿Qué imagen cree que la gente tiene de usted?

   —No sé.

   — ¿Se siente poderoso?

   —No.

   — ¿Por qué dicen que López incide en las decisiones de la Justicia, de los medios, en el gobierno provincial, que tiene mucho poder y es dueño de todo?

   —López no es dueño de nada. Soy un ciudadano común. Vivo en mis oficinas, no asisto a reuniones sociales, no ando por ningún lado y tampoco tengo poder.

   — ¿Tiene las mismas ganas que el primer día que asumió o siente que tantos años como presidente de Newell’s lo desgastaron?

   —No, Newell’s no puede des gastar ni quitar ganas. Es un sentimiento, lo llevo adentro y mientras pueda aportarle cosas a la institución, ahí voy a estar.

   —Pero debe legitimar su gestión. ¿Habrá elecciones en diciembre?

   —Espere, no se equivoque, mi gestión es legítima. En cuanto a lo electoral, este es un año donde estatutariamente están programadas las elecciones para el segundo domingo de diciembre.

   — ¿Finalmente se podrá votar en Newell’s?

   —La comisión directiva y las autoridades del club estamos haciendo lo que corresponde a nivel estatutario para que el segundo domingo de diciembre se produzca el acto electoral.

   —Hay movimientos de hinchas en torno a los comicios. ¿Cómo visualiza políticamente a Newell’s?

   —Lo veo sin una oposición firme y sin alguien que aparezca del otro lado con pretensiones serias.

   —Rafael Bielsa dijo hace unos días que nunca actuó en su contra cuando era canciller del país, pero que le gustaría confrontar electoralmente con usted. ¿Ve viable esa posibilidad?

   —Si reúne las condiciones para presentarse en las elecciones me parece bárbaro y sería muy bueno que de una vez por todas podamos contar los votos. 

 

—En Newell’s hace tiempo que no hay elecciones. ¿Tiene miedo de confrontar en las urnas?

   —Eso no es verdad. Desde que nosotros estamos se llamaron a elecciones en el 97 y hubo una sola lista opositora que se presentó con los tiempos vencidos. En el 2000 hubo elecciones y el recuento de votos fue tapa de La Capital. En el 2004 también hubo una sola lista y no consiguieron los avales para presentarse. Se produjeron todos los actos para llegar al conteo de votos y en ninguno de los casos la oposición presentó una lista que reúna las condiciones. Espero que esta vez sumen los avales necesarios (unos 1.254) y conformen una lista en regla.

   —En las elecciones de 2004 hubo un planteo y la Justicia le dio la razón a la oposición sobre los avales, pero el oficialismo le impidió presentarse mediante artilugios estatutarios y en la limitación de la cantidad de avales.

   —Están mal informados. La Justicia no le dio la razón a la oposición. Dijo que los avales eran falsos. Lo que sí determinó es que presentar avales falsos no era delito. Hay una diferencia muy grande entre lo que es el contralor administrativo para los avales y una persecución penal que la Justicia entendió que no era delito. Lo concreto es que la Justicia y los peritos probaron que los avales eran falsos. Incluso, Newell’s contrató también peritos y la cantidad de avales falsos indicaban que no habían reunido la cantidad necesaria.

   —Pero usted siempre impone trabas para evitar los comicios.

   —Las exigencias no las pongo yo. Este estatuto lo heredamos y no fue modificado en ese aspecto.

   — ¿El estatuto es el mismo con el que usted fue elegido presidente?

   —Es el mismo salvo cuatro o cinco cuestiones relacionadas con la actualización que reclama AFA. Lo esencial del estatuto no se cambió.

   — ¿Por qué el hincha de Newell’s no puede hacerse socio?

   —Fue una decisión que tomó la comisión directiva por las presentaciones que realizó la oposición en 2004. Se resolvió cerrar el ingreso de socios para que no dijeran que el registro se tocaba o modificaba. Es el mismo registro del 2004.

   — ¿Seguro que no hubo maniobras para anular a la oposición?

   —No hay, no hubo ni habrá. Esta comisión no necesita de maniobras. Quiero que se presente una lista opositora y luego contar los votos. Me interesa saber cuántos son.

   — ¿Es cierto que en la última asamblea integrantes de la oposición sufrieron aprietes de barrabravas y que no pudieron ingresar para manifestarse libremente?

   —Eso es falso y son excusas. Indefectiblemente cualquier acto donde nosotros podamos contar voluntades la oposición no se presenta. Cada vez que hay una asamblea o una elección siempre aparece algo que los lleva a no estar. En esa asamblea no hubo ningún apriete y eso estuvo controlado por Fiscalía de Estado. Tampoco hay denuncias. En la última asamblea quedaron 30 personas que dijeron ser socios pero no reunían las condiciones estatutarias para ingresar.

   —A ese grupo que no pudo participar nadie le avisó que debía tener la cuota de abril paga.

   —Se presume que un socio debe conocer el estatuto y sus obligaciones. A ustedes se les ocurre que alguien pueda participar de la vida política de un club sin tener la cuota al día. Yo no lo escuché nunca.

   —Si no le cobran la cuota es muy difícil que puedan estar al día.

   —Eso tampoco es cierto. Todo socio que quiera pagar su cuota va al club y la paga.

   — ¿Cuántos socios están en condiciones de votar en diciembre?

   —La junta electoral todavía no realizó la depuración del registro. En 2004 hubo cerca de 18 mil socios y en estos cuatro años hay gente que alcanzó la mayoría de edad y la antigüedad necesaria. Sería un padrón de 18 ó 20 mil socios.

  — ¿El oficialismo se presentaría con los mismos integrantes?

   —Aún no se habló de eso y todavía no hay una lista. Además hay tiempo hasta 30 días antes de la fecha programada para las elecciones para presentar las listas.

   — ¿Usted será candidato?

   —A mí nadie me ofreció ser candidato a presidente, pero si me lo ofrecen sería cuestión de charlar un poquito.

 

Los rumores sobre su salud actual

 

López no le esquivó a una pregunta de índole personal: los rumores sobre su salud actual: “Estoy perfecto. Hace años que no voy al médico. Todo lo que se habla de mi salud forma parte de la campaña de desprestigio de esa gente que se dice oposición de Newell’s”.

 

"Sé que la ida de Caruso fue rara"

   

La intempestiva salida de Ricardo Caruso Lombardi en la conducción técnica de Newell’s es un lunar reciente que todavía está en la nebulosa. López evita dar precisiones sobre los motivos que desembocaron en el cambio de entrenador, pero reconoce que era el momento indicado para iniciar otro ciclo. Y el elegido fue Fernando Gamboa.

 

— ¿Usted lo echó a Caruso Lombardi o él renunció?

 

— Es un tema que prefiero no profundizar.

 

— La sensación que hay en la gente es que lo echaron los jugadores.

 

— De ese tema prefiero no hablar.

 

— ¿Gamboa era el técnico ideal para este momento?

 

—Esa era la idea cuando lo contratamos, más allá de que todos los técnicos que estuvieron en mi gestión aportaron algo a Newell’s. Hasta los que fracasaron. Pumpido se fue después de muchísimas derrotas, pero igual dejó algo. El cambio de Gamboa por Caruso fue raro, pero era el momento justo para buscar otra conducción técnica.

 

— ¿Newell’s seguirá peleando por evitar el descenso o ve al equipo con otras aspiraciones?

 

—A Newell’s hoy lo veo deportivamente consolidado y con un plantel para pelear cosas importantes. No hay que dejar de mirar al promedio hasta junio del año que viene, pero no veo ningún compromiso serio con la pérdida de la categoría.

 

— ¿El equipo está para pelear el torneo?

 

—Cuando pasen un par de fechas puedo contestar eso, aunque tengo la ilusión de salir campeón. Siempre renuevo mis expectativas.

 

— ¿La Sudamericana es como la Copa Conmebol, torneo que alguna vez desistió de jugar con Newell’s, o es una competencia que hoy le gustaría disputar como la Libertadores?

 

—Cuando minimicé la Copa Conmebol los hechos y el tiempo me dieron la razón. Fue un torneo que se jugó durante cuatro o cinco años y desapareció. La Conmebol no existe. La Sudamericana es distinta, con el tiempo será más importante.

 

En Newell’s no hay grupos violentos

 

Hay un tema instalado desde hace tiempo en Newell’s y es la supuesta influencia de la barra brava en el manejo de las divisiones inferiores y en la representación de jugadores. López niega enfáticamente esta realidad y asegura que en su club no existen grupos violentos.

— ¿La barra brava de Newell’s maneja las divisiones inferiores y representa jugadores?

—En Newell’s no tengo conocimiento de que exista una barra brava o grupos violentos. De hecho, en los años que llevo en el club nunca sufrí aprietes ni atropellos. Y las divisiones inferiores de Newell’s las maneja íntegramente la comisión directiva. A tal punto que están a cargo Sergio Almirón, que es miembro de comisión directiva y no es un coordinador.

— ¿Los referentes de la barra brava responden a usted?

—No les puedo dar esa respuesta porque hay una temática que no la conozco, no la sufrí y no la viví. Si existiera eso que ustedes dicen, no tendría problemas en decirlo. Además, ¿cuánto hace que en Newell’s no ocurren hechos de violencia?

—Los hubo. Por ejemplo, el Patrón Bermúdez denunció en un programa televisivo que cuando estaba en Newell’s ingresaron algunos integrantes de la barra brava con armas y por eso se tuvo que ir del club.

—No escuché lo que dijo Bermúdez, pero sí sé que se fue de Newell’s insultado por toda la cancha. Porque tuvo una actitud en el partido anterior en cancha de Boca que molestó mucho a la gente de Newell’s. Pero nadie lo corrió, él se quedó en el vestuario en el entretiempo y no salió a la cancha.

— ¿A Pablo Marini (ex entrenador de Newell’s) tampoco nadie lo apretó en el vestuario luego de perder el clásico ante Central en el Coloso?

—Pablo Marini ya explicó en su momento lo que había pasado. Ese fue un partido raro, muy difícil y él como hincha no soportó esa derrota. No hubo manera de retenerlo.

"Ahora es difícil la llegada de talentos"

López no coincide con la visión de que las divisiones inferiores de Newell’s sufrieron en su gestión una merma en la detección y formación de juveniles. Lo que sí admite el dirigente leproso es que los clubes no pueden hacer nada ante la fuga de chicos a través de la patria potestad.

— ¿Por qué las inferiores de Newell’s no promueven jugadores como lo hacía en otros tiempos?

—No comparto esa visión de que no aparecen talentos en las inferiores. Es mucho más difícil, pero eso no es un problema sólo de Newell’s sino del fútbol argentino. Hay mucha demanda de los intermediarios y de emprendimientos privados. Es difícil la llegada de talentos a los clubes, pero se consiguen porque la búsqueda es intensa y existen los contactos. La nueva reglamentación de la Fifa hizo que los clubes tengan poca seguridad de que los chicos se queden. Por eso los jugadores de 14 ó 15 años que son vistos por representantes de Europa se van sin pedirle permiso a los clubes. En Newell’s hubo 5 ó 6 casos. Es un problema del fútbol argentino.

— ¿Los clubes no pueden hacer nada para retener a un chico que se va por la patria potestad?

—No, porque la reglamentación vigente le permite eso. Newell’s debe tener el índice más bajo de jugadores que se van del club por la patria potestad.

— ¿Qué puntaje le pondría al trabajo de Sergio Almirón en las inferiores?

—Ocho puntos.

— ¿Lo dice en serio?

—Le dije ocho, no diez.

— ¿Qué cuentas pendientes tiene con el socio?

—La idea es ir por más logros deportivos y la gran deuda con el socio es terminar la construcción del estadio. Nos falta la habilitación del Concejo Municipal para hacer la nueva tribuna. Con eso estaríamos cumpliendo con todo.

— ¿Por qué Newell’s hoy no tiene vida social?

—Porque es un club de fútbol y lo social pasa a un segundo plano.

— ¿Por qué en su gestión no tienen cabida referentes o ídolos de la historia de Newell’s?

—Porque no se dio.

— Se peleó con todos.

—No. Muchos de los que dicen que están en contra de López nunca hablaron conmigo. Es más, varios de ellos ni siquiera estuvieron en mi gestión.

 

Más notas relacionadas
  • Tiempo y café

    El marco de la puerta se erige como límite. Doy el paso -lo recuerdo muy vívido- y el arom
  • Es mentira

    La crónica exige narrar el final de su existencia temporal. Cuando esta noticia termine de
  • Perú: no es una generación cualquiera

    El periodista Alonso Mesía Macher, cuenta los sucesos recientes en Perú, tras la destituci
Más por Admin
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

Coronavirus en Santa Fe: ampliarán la capacidad de inoculación en los vacunatorios

La ministra de Salud provincial, Sonia Martorano, confirmó que a partir de este miércoles