El representante de la oficina regional para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh), Amerigo Incalcaterra, se reunirá este martes con la familia de Santiago Maldonado.

Los familiares del joven desaparecido el 1º de agosto pasado recurrieron a la ONU para desactivar de algún modo lo que denunciaron como un pacto de impunidad entre el Gobierno y la Justicia para no avanzar en la investigación.

La abogada de la familia, Verónica Heredia, señaló: “Tenemos una reunión con el Alto Comisionado para los Derechos Humanos de Naciones Unidas para ver si podemos avanzar con la conformación de un grupo de expertos independientes que pueda acompañarnos en esta investigación”.

Mientras tanto, el gobierno de Mauricio Macri pretende dar señales de colaboración con el funcionario de la ONU. Bajo el título “Maldonado: Peña recibe al representante regional de la ONU”, la agencia oficial de noticias Télam informó que “el jefe de Gabinete se reunirá hoy (por este martes) con Amerigo Incalcaterra, quien viaja a Buenos Aires para avanzar en las tratativas en pos de la conformación de un grupo de expertos independientes que supervise y colabore con la investigación sobre el paradero del joven desaparecido”.

Citando a “fuentes oficiales”, la agencia planteó que el encuentro con el jefe de Gabinete de Ministros -”en un horario aún a determinar”- será “para avanzar en las conversaciones iniciadas por el ministro de Justicia, Germán Garavano, y el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Claudio Avruj”, cuando en realidad la presencia del Alto Comisionado fue calificada por la abogada Heredia, junto al “acompañamiento de la gente”, de “imprescindible”, a los fines de “romper este pacto de impunidad que tiene el Estado” en torno de la investigación por la desaparición de Maldonado.

Incalcaterra viajará a Buenos Aires para avanzar en las tratativas en pos de la conformación de un grupo de expertos independientes que supervise la investigación, de acuerdo a uno de los pedidos que habían sido formulados por la familia Maldonado en el marco de la reunión que sus abogados mantuvieron con las autoridades el 29 de agosto pasado.

La Acnudh, a través de un comunicado, manifestó su preocupación por la “falta de progreso en las investigaciones que se están llevando a cabo”, y requirió a las autoridades “realizar la investigación apegándose a los estándares internacionales en materia de derechos humanos, en particular a la Convención para la protección de las personas contra las desapariciones forzadas”.

Incalcaterra, en el comunicado, aseguró que “la convención establece claros parámetros para llevar una investigación sobre este tipo de hechos. En especial cuando hay posibles señalamientos de la participación de la fuerza pública”, en clara y directa referencia a la Gendarmería.

Cabe consignar que el 7 de agosto pasado, el Comité de las Naciones Unidas contra las desapariciones forzadas exigió a la Argentina que adopte “todas las medidas urgentes que sean necesarias para buscar y localizar” a Santiago Maldonado, y que asimismo, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (Cidh) otorgó el 23 de agosto una medida cautelar para proteger los derechos del joven y reclamó al Gobierno otorgar información sobre las acciones adoptadas a fin de “investigar los presuntos hechos ocurridos”.

Fuentes: Télam / Página 12

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País
Comentarios cerrados

Sugerencia

El juez Otranto fue apartado de la causa Maldonado

La Cámara Federal de Apelaciones de Comodoro Rivadavia apartó este viernes al juez federal