Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

“Pelaz es bailarina y directora de dos institutos privados de danzas españolas. Uno se llama Son tus ojos y es con el cual presentan Diálogos. El otro lo dicta en San Lorenzo desde el año pasado. Además es profesora de danzas españolas en el Colegio Español Rosario. Con motivo de la presentación de este nuevo espectáculo el eslabón la visitó en su casa.

“El título –comienza diciendo Pelaz- remite a la estructura de la interacción dentro del hecho Flamenco que es como lenguaje transitar los espacios de diálogos entre la guitarra, el cante y el baile”.

El espectáculo trata “sobre expresiones afectivas dentro de la relación con las letras que se eligen en el cante y lo que va pasando por el cuerpo desde lo coreográfico”, dice Pelaz, también bailarina de la obra, “de lo que tengo capacidad, en ese momento, de expresar a partir de lo que escucho y es transmitido al cuerpo de baile a través de lo coreográfico”. Y cierra la idea: “Es una manifestación de aquello que se percibe desde otro que está diciendo algo, desde la guitarra, desde el cante. Ahí se ve claramente lo que es un hecho flamenco puro que tiene que ver con este intercambio y este lenguaje”.

Diálogos es un espectáculo en vivo como en los tablados españoles “donde hacemos a palo seco con cante solamente en un final por bulerías”, agrega.

Luego explica que “por bulerías es un cante” que “remite a las fiestas”. Un palo flamenco que tiene variados estilos y uno de ellos es este. “A la vez, es una expresión de las más espontáneas que existen y esto se hace mucho a nivel improvisación. Hay partes que están coreografiadas, pero lo que yo bailo es improvisación”.

“La elección de las letras que se interpretan tiene que ver con ir pasando por estados de ánimo, por expresiones de los sentimientos”, dice la profesora de danza. Piensa un segundo y completa la idea: “Como estructura del espectáculo y como posibilidad que da el flamenco, atravesamos una gama muy amplia del sentir humano, esto está reflejado en los cantes y las letras que elegimos”.

La además coreógrafa y productora del espectáculo busca la palabra correcta, se esmera en expresar, en dar cuenta de eso que ama, el flamenco. Por ende detalla y nos mete en los intersticios de Diálogos, “Yo me planteé en el armado una estructura que pudiera pasar por diferentes estados y me interesa decir que no hay algo plano, que tiene energía permanente que va y que viene, que explora distintos lugares”.

“Entonces algunos cantes flamencos están relacionados con formas de sentir, con expresiones del ser humano. Por lo tanto si se baila una soleá va a transmitir lo más profundo de la soledad del hombre.

Cuando pasamos por una bulería o por unos tangos flamencos pasamos por la fiesta y si vamos por una alegría de Cádiz vamos a manifestar toda la luz y todo aquello de una expresión opuesta a una soleá”, describe.

El espectáculo cuenta con ocho bailarinas, una cantante, Carolina Salvatierra, y dos músicos. El espacio es un tablado que es diferente a un escenario teatral, similar a una sala tipo café concert.
En este sentido, Pelaz explica que “el tablado tiene que ver mucho con la cercanía del público, es distinto a lo que se genera en un teatro grande. La mirada del otro está ahí, a un metro”.

Tablados de resistencia

Pelaz bailó tango, folklore, danza clásica y otras técnicas, incluso hizo teatro como entrenamiento corporal. Hasta que encontró las danzas españolas, que tiene cuatro estilos, la danza bolera, la regional de folklore español, la danza estilizada y el flamenco. Eligió la última.

“A mí el flamenco me atravesó –enfatiza la también coreógrafa de la obra–, pese a que mi formación ha sido dúctil como para expresarme en otros tipos de lenguajes, porque al conocerlo transité la cuestión de las emociones. Fue todo un descubrimiento encontrar una gama amplísima donde poder manifestarme. Y esto tiene que ver un poco con sus orígenes y al ir explorando encontré en las letras un montón de expresiones de la lucha y del reclamo. El toparse como pueblo con aquello que era adverso. Estamos hablando que el origen del flamenco tiene que ver con una simbiosis de culturas, la cultura árabe, los gitanos que se asentaron en el sur de España y los andaluces”.

“Los árabes, que tuvieron ocho siglos –continúa Pelaz–, los gitanos oprimidos y los andaluces de clase baja que se dedicaban a labores y vivían en la miseria fue el marco en el que nació esta forma de expresión de los dolores humanos. Esto a mí cada vez me enlaza más y me atrapa más con una forma de decir”.

“Durante el franquismo –añade por último–, los gitanos, que por el hambre del sur se trasladan a Madrid a los cafés cantantes, generan un movimiento que fue tomado por el franquismo como bastión de la resistencia. Por lo tanto hubo cantadores y bailadores perseguidos y puestos en listas negras que no pudieron seguir laburando porque las letras hablan del hambre y, que a pesar de eso, van a seguir resistiendo”.

La invitación es para el jueves 5 de octubre en Down Town, ubicado en Urquiza 1285, a las 21.30.

Más notas relacionadas
Más por Jerónimo Principiano
Más en Cultura

Un comentario

  1. Avatar

    adhemarprincipiano

    08/10/2017 en 17:49

    pobre mi pais!!! Que oscura niebla de la mediocridad nos ha invadido? Un partido de futbol, compuesto por once mercenarios bajo las ordenes de las empresas imperiales que someten a nuestro pueblo a la marginacion, son tomados como patriotas y los hacemos eco de representación.

    Responder

Dejá un comentario

Sugerencia

Supermercadistas Unidos celebran el acuerdo de precios de carne

En un comunicado, la Asociación de Supermercados Unidos (ASU), aseguró que es un esfuerzo