El ex gobernador de Santa Fe y titular de la Cámara de Diputados de la provincia, Antonio Bonfatti, reiteró sus disculpas al presidente Mauricio Macri por sus declaraciones. “Jamás comparé al nazismo con un gobierno democrático”.

Tras la indignación que provocaron los dichos de Bonfatti, que en realidad comparó el ascenso al poder de Macri con el del líder nazi Adolf Hitler, porque ambos habían sido elegidos a través de elecciones, el presidente de la Cámara baja santafesina subrayó que “jamás” comparó “el nazismo con un gobierno democrático”.

El ex gobernador socialista remarcó: “Jamás comparé un régimen como el nazismo con un gobierno democrático”, en diálogo con radio La Red, y reiteró las disculpas que ofreció el miércoles al Presidente tras la polémica por sus declaraciones.

Bonfatti añadió: “Si se interpretó así, pido disculpas. En primer lugar, al Presidente por su investidura y, segundo, a la comunidad judía porque sé perfectamente lo que fue la Shoá”.

De todas formas, el ex mandatario santafesino pidió al oficialismo nacional “que no se aproveche de este tipo de cosas y se las utilice para llevar agua para su molino”. Y explicó: “Hablé de cómo se llega al voto, diciendo que no se equivoquen los trabajadores. Hice referencia a no tropezar dos veces con la misma piedra”.

Cuando Durán Barba dijo que “Hitler era un tipo espectacular”

Las rimbombantes réplicas cargadas de indignación de parte de la dirigencia macrista contrasta fuertemente con el silencio que se produjo cuando el asesor presidencial Jaime Durán Barba, en un reportaje que le hizo la revista Noticias, sostuvo, sin que se le moviera un músculo, que “Hitler era un tipo espectacular”, o se refirió a la “finura” de Stalin.

Foto: Norberto Melone / Revista Noticias

En aquella entrevista, titulada “Las increíbles confesiones del asesor estrella del PRO. El Holocausto y la «finura» de Stalin”, los periodistas Federico Mayol y Rodis Recalt debieron escuchar de boca del coach ecuatoriano una opinión sobre los liderazgos: “Los líderes son seres humanos. Hay un retroceso en unos pocos países que pretenden tener dioses, y la cosa sale bastante ridícula. Por ejemplo, Chávez. Es un retroceso a la época en que los presidentes eran dioses, y resulta muy incómodo un presidente así”, sentenció Durán Barba.

Los periodistas replicaron: “Pero Chávez tuvo un nivel de aprobación altísimo. Y fue entonces que el asesor de Macri se soltó: “Sí, como Hitler. Tuvo un enorme nivel de aprobación y no significa que fue un gran gobierno. Hitler tuvo una aprobación mayor que la de Chávez, 90 por ciento”.

Los entrevistadores, sorprendidos, señalaron: “No son comparables”. Y Jaime, muy campante, disparó: “¡No! ¡Hitler era un tipo espectacular! ¡Era muy importante en el mundo!”.

La entrevista continuó así:

–Noticias: ¡Pero mató a seis millones de judíos!

–Durán Barba: Y este (por Chávez) expulsó a la mitad de los judíos de Venezuela. ¡Ojo, ojo!

–Noticias: Pero no son comparables…

–Durán Barba: No, incomparables totalmente. Nadie es comparable con nadie, pero…

–Noticias: No, pero más allá de que le guste o no Chávez, no se puede compararlo con Hitler.

–Durán Barba: En algunas cosas sí todos son comparables, en otras no.

–Noticias: Está bien, ambos se sometieron a elecciones con amplio nivel de apoyo, pero uno fue el autor del Holocausto…

–Durán Barba: Bueno, poné a Stalin. Tenía una popularidad brutal Stalin. Es mentira que era un dictador rodeado, mentira total. Era totalmente popular. A Stalin lo adoraban.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País
Comentarios cerrados

Sugerencia

Críticas al recorte “oportunista y mezquino” de la autopsia

“Creemos que son prematuras, desinterpretan al Juez e intentan un recorte intencionado, op