En su primera aparición pública tras la desaparición del submarino ARA San Juan, el ministro de Defensa declaró que los 44 tripulantes están muertos y no respaldó a la Armada. Duras críticas de los familiares de los marinos.

Oscar Aguad eligió dar la cara por primera vez en el oficialista canal de noticias TN –del Grupo Clarín– y particularmente en el programa Desde el llano, conducido por Joaquín Morales Solá.

Al ministro y al periodista pareció entusiasmarles más sostener la hipótesis elaborada tras bambalinas por el Gobierno nacional –el hundimiento por corrupción K– que preocuparse por la suerte corrida por la tripulación y las verdaderas causas del naufragio del ARA San Juan.

El funcionario del gobierno de Mauricio Macri sostuvo que la embarcación tuvo «algunos desperfectos en su historia», y sin brindar detalle alguno, indicó: «Hubo un incidente similar a lo que creemos que pasó. Entró el agua dentro del snorkel, pero no llegó a las baterías. El capitán dejó constancia de esto, antes de los arreglos».

El conductor quiso saber si el ministro creía que la Armada había cometido errores y Aguad, lejos de respaldar a la fuerza, advirtió: «Es motivo de la investigación judicial y de la Armada. Hay que determinar si la avería era grave o no. Todos debieron tomar en cuenta lo que estaba pasando».

En el tramo más dramático de la entrevista televisiva, y cuando ya el ministro había dejado sentado que la Argentina se encuentra en el marco de un convenio internacional de «salvataje y rescate de personas» que comienza cuando los tripulantes de un navío se pierden en el mar y culmina cuando se los rescata o cuando se infiere que ya «no hay condiciones de vida», Morales Solá lanzó la pregunta crucial:

––¿Es decir que están todos muertos?

––Exactamente–, respondió Aguad.

Sin pruebas pero con ganas

Primero los medios hegemónicos deslizaron que la reparación de media vida del ARA San Juan había sido deficiente. Las opiniones técnicas desalentaron esa hipótesis, pero desde los diarios Clarín y La Nación hace días que se pretende instalar que durante esa delicada operación de mantenimiento hubo sobreprecios, se utilizaron materiales defectuosos y otra serie de irregularidades que de todas maneras no explican que a dos años de finalizado el mandato del gobierno anterior, la actual administración no tenga debido registro del mantenimiento del principal vector de defensa que tiene la Argentina.

Tampoco se menciona otro factor que sí es decisivo a la hora de ponderar la calidad y el estado de operabilidad de los buques de la Armada: el presupuesto 2016 y 2017 para mantenimiento de Defensa se redujo a la mitad de lo que invertía la anterior gestión, y en el año en curso se lleva ejecutada sólo la mitad de esa previsión.

Sin embargo, en el programa de Morales Solá uno de los tópicos elegidos para que opine el entrevistado fue, justamente, la sospecha de presuntas irregularidades en la reparación de media vida

Ni lerdo ni perezoso, Aguad aprovechó el centro ejecutado por el editorialista del diario de los Mitre: «Todas las sospechas nos dicen que hubo corrupción. Hubo una denuncia con anomalías. Tenía que arreglarse en dos años pero se hizo en cinco. Hay informes que dan cuenta de los materiales que no son de calidad y sospechas de sobreprecios». No aportó una sola prueba, no mostró siquiera una planilla o documento que al menos simulara que se está investigando administrativamente.

Familiares enojados con el Gobierno

Mientras tanto, antes y después de la salida al aire de Aguad, familiares de los tripulantes del ARA San Juan expresaron duras críticas al ministro.

Así lo consigna La Nación, que publicó los testimonios de diversos parientes de los marinos, entre ellos Sandra Velasco, cuñada de uno de los 44 tripulantes, quien exclamó: «Fue desubicado dar ese tipo de noticia en un programa de televisión. Tiene que venir a explicarlo a la familia antes de salir con esta noticia».

La mujer cuestionó al Gobierno nacional: «Fue una falta de respeto. Que un jueves explotaron, otro que ya no los buscaban, ahora que están todos muertos. Tengo la sensación de que este ministro no tiene mucha idea de la Armada».

Otra voz crítica fue la de Claudio, hermano de Hernán Rodríguez, tripulante del submarino, quien  también apuntó contra Aguad: «Me da derecho a la duda. ¿Desde cuándo saben ellos qué ocurrió? Queremos decirles que sigan buscando. Queremos saber también en qué condiciones estaba el submarino. «Sospecho que ellos saben qué pasó desde el 15 y por eso fueron largando la información en cuentagotas», opinó en comunicación con Radio 10.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario / Edición: Horacio Çaró
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

Feliz fin de año para Newell’s

El rojinegro cerró su participación en 2019 con un triunfazo ante Independiente, en el Lib