Tras la viralización del video en el que un chofer de taxi fue atacado por sus colegas cuando intentó trabajar en la terminal, las concejalas María Eugenia Schmuck y Fernanda Gigliani reiteraron sus denuncias contra “prácticas mafiosas”.

Las edilas volvieron a denunciar prácticas mafiosas en la parada de taxis de la terminal Mariano Moreno, e insistieron con el pedido para instalar una garita de control permanente en calle Cafferata, después de la agresión que padeció un tachero que pretendió trabajar en ese lugar, y que luego –según denunció– fue baleado por dos desconocidos que lo persiguieron hasta la zona norte.

“Solicitamos que se controle una parada sumamente conflictiva por la que nos llegan numerosas denuncias, es fundamental que se preserve el derecho de todos los taxistas a trabajar libremente, hay una asociación que decide quién puede parar o no en la terminal, y ajusticia al que no obedece con prácticas violentas y mafiosas”, sostuvo Schmuck, y adelantó: “Vamos a efectuar una denuncia ante el Ministerio Público de la Acusación porque esto es grave y queremos que se investigue hasta el final para desbaratar la banda”.

La concejala radical sostuvo que “en los videos que nos mandan los taxistas llegan a decir que tienen un reglamento propio de funcionamiento de la parada, algo ridículo e ilegal, las paradas de taxis son libres, está establecido por la Ordenanza 2649 que regula el servicio”

Por su parte, Gigliani remarcó que “esto no empezó ahora, hace años que se señala con preocupación esa parada. Anoche difundimos videos que nos mandan los mismos taxistas donde los aprietes y la violencia están comprobados. El municipio no puede seguir mirando para el costado, hay que actuar de manera contundente: hasta que se normalice la situación se necesita un puesto de control fijo las 24 horas”.

“Nuestra intención es terminar en serio con esta banda y garantizar el derecho de todos los taxistas, por eso pedimos medidas al municipio y vamos a hacer la denuncia judicial para que se investigue a fondo cómo funciona la red mafiosa del lugar y si tiene vínculos en el estado o la política que los hayan protegido hasta ahora, como denuncian los taxistas”, añadió la edila de Iniciativa Popular.

“Los trabajadores que se animaron a denunciar públicamente ya están sufriendo amenazas y agresiones físicas, eso también es prueba de la mafia que opera. Se dice que hay pocas denuncias formales, es lógico, si cuando hablan del tema reciben estas represalias», agregaron por último.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

Lifschitz presidente

El gobernador saliente de Santa Fe, Miguel Lifschitz, fue elegido este jueves como preside