Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

De cara a un nuevo 7 de Junio, sindicatos de prensa de todo el país convocaron a una movilización en Buenos Aires. En Rosario, el principal conflicto es el de LT3 y hay malestar por la falta de resolución de la discusión salarial.

En torno al próximo 7 de junio, Día del Periodista, no faltarán los habituales regalos y ágapes en los ámbitos del remanido cuarto poder. Pero este año la conmemoración viene teñida de una realidad mucho menos grata: la marcada por despidos, pérdida de poder adquisitivo de los salarios, precarización, cierres de medios y creciente persecución político estatal judicial a los trabajadores y trabajadoras de prensa. Tal panorama se expresará el próximo miércoles 6 en Buenos Aires, en una movilización a la que convocó la Mesa Nacional de Trabajadores de Prensa, de la que forma parte el Sindicato de Prensa Rosario (SPR), desde donde ya se comenzó a convocar a los laburantes locales a sumarse a la movida “por paritarias libres y en contra de los despidos”.

En Rosario, el conflicto más grave es el que se vive en LT3, donde la incertidumbre respecto del cobro de los salarios y el futuro de la empresa ya lleva meses. “Son 51 familias que ya hace casi un año vienen cobrando en cuotas, sin saber cuándo y en una situación difícil porque en el medio está la incertidumbre ante un supuesto traspaso de la empresa de los hermanos Whpei al grupo Vórtice de César Giancrisostemi, que aún no se concretó ante el Enacom (Ente Nacional de Comunicaciones), que es donde corresponde porque el traspaso incluye la licencia de la radio”, informó Stella Hernández, secretaria de organización del SPR. “No se sabe dónde va la radio, no tiene gestión, sigue funcionando porque los trabajadores la sostienen; y daremos toda la pelea necesaria con el objetivo de sostener las fuentes de trabajo”, añadió.

En el resto de los medios rosarinos más grandes, la expectativa está puesta en la discusión paritaria, en la que la intención de las patronales de remitirse al techo del 15 por ciento de aumento impulsado por el gobierno nacional atenta contra un posible acuerdo.

“Lo que ofrecen es insuficiente, no podemos avanzar. A nivel nacional, Arpa (Asociación de Radiodifusoras Privadas de la Argentina), ni siquiera se sienta a discutir. Y Hernán Lombardi (titular del Sistema Federal de Medios Públicos) dijo que este año va a haber paritarias cero en los medios del Estado. Así, lo único que tenemos es la calle, la lucha, la denuncia. Por supuesto que siempre estamos preparados para discutir con los empresarios, pero si no nos quedan instancias razonables, nos queda la calle y la vamos a usar. Los empresarios tienen que saberlo. Saben que tenemos historia y recorrido de luchas en esta ciudad”, advirtió la dirigente del sindicato que conduce Edgardo Carmona, quien además resaltó que el panorama conflictivo se registra “en todo el país, donde en estos últimos dos años ya hubo más de 3 mil despidos”.

Hernández también señala como común denominador a nivel nacional la proliferación de lo que llama “un empresariado delincuencial, que usa los medios para hacer otros negocios, para extorsionar a los gobiernos, para manipular de acuerdo con sus intereses privados. No hay responsabilidad empresaria. Son evasores, usan los medios para sus negocios paralelos, pero después se quejan si no les ingresa la pauta publicitaria suficiente para pagar los salarios. Todo esto además provoca una falta de respeto por los contenidos; y son los propios trabajadores y trabajadoras los que todos los días dan la pelea por garantizar la difusión de la información”, describió.

En cuanto a la jornada del miércoles 6, la cita es a las 13 en el cruce de las avenidas porteñas 9 de Julio y Belgrano. Allí será el encuentro de sindicatos de la Federación Argentina de Trabajadores de Prensa (Fatpren), la Federación de Trabajadores de la Cultura y la Comunicación (Fetraccom) y el Círculo Sindical de la Prensa y la Comunicación de Córdoba (Cispren), agrupadas en la Mesa Nacional de Trabajadores de Prensa. Como en el resto del país, en Buenos Aires los conflictos en los medios son múltiples. El más candente por estos días es el de la agencia estatal Télam, donde hay paro por tiempo indeterminado en reclamo de la reincorporación de dos trabajadores cesanteados por un supuesto mal desempeño de sus tareas que según ellos y sus compañeros denuncian, encubre una persecución y un intento de disciplinamiento político en ese medio público.

La autogestión, presente

Al día siguiente de la movilización, integrantes de la Mesa presentarán en el Congreso Nacional y las legislaturas provinciales un documento que describe el conjunto de reivindicaciones del sector y que incluye “la situación de los medios cooperativos y comunitarios, que están sufriendo la crisis y el abandono del Estado”, señaló Hernández.

En ese sentido se inscribe la “plena adhesión” a la jornada del 6 de junio de la Federación Asociativa de Diarios y Comunicadores Cooperativos de la República Argentina (Fadiccra), de la que forman parte las cooperativas santafesinas La Masa –editora de este periódico– y El Correo de Firmat.

Desde Fadiccra expresaron adhesión a todas las reivindicaciones de los sindicatos y agregaron el rechazo a “las políticas de ahogo y persecución a nuestros medios cooperativos instrumentadas por el actual gobierno nacional y algunos gobiernos provinciales y locales, manifestadas en el ataque a la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, en la injusta distribución de pautas publicitarias oficiales, en el cierre compulsivo de radios y sitios de internet por difundir contenidos contrarios a las políticas oficiales, en el vaciamiento de los programas estatales de promoción del sector, en la falta de reconocimiento de derechos sociales y previsionales”.

“Todo esto, con el crítico contexto económico y social de nuestro país, también provocado por el neoliberalismo salvaje del gobierno de Mauricio Macri, que afecta particularmente a las pequeñas y medianas empresas y a las economías regionales, hace que nuestros medios cooperativos estén en peligro, y junto con ellos las fuentes de trabajo de miles de familias y la pluralidad de voces necesaria para millones de argentinos”, subrayaron desde Fadiccra, al tiempo que manifestaron compromiso con “la unidad para la lucha en estas horas difíciles para los de prensa y para el conjunto de los trabajadores y trabajadoras de nuestra patria”.

Más notas relacionadas
Más por Manolo Robles
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

Pedagogía de la pelota

Desde ex ministros de Educación hasta docentes de todas partes expresaron su pesar por la