El líder de los camioneros Hugo Moyano afirmó que si detienen a su hijo Pablo, a causa del pedido del fiscal Sebastián Scalera, “la gente va a reaccionar”. El joven dirigente se encuentra en Singapur, en un encuentro gremial.

Moyano padre aseguró, además, que no se descarta “un paro de 24 horas”, y negó vínculo alguno con el líder de la barra brava de Independiente Bebote Álvarez.

El fiscal Sebastián Scalera solicitó al juez de la causa en la que se investiga el presunto desvío de fondos del Club Atlético Independiente, Luis Carzoglio, que dicte la prisión preventiva de Pablo Moyano. El magistrado podría resolver ese pedido entre el martes y el miércoles.

El secretario general de Camioneros sostuvo: “No hay motivos para el disparate de detener a una persona porque cualquier personaje lo denuncia”. Y advirtió: “La gente va a reaccionar, porque Pablo es muy querido por la gente, él siempre defendió a los trabajadores”.

Frente a un potencial operativo de detención en el aeropuerto de Ezeiza el próximo jueves,cuando Pablo Moyano regrese de Singapur, donde participa de un congreso sobre gremios de Transporte, Hugo advirtió, en diálogo con El Destape Radio: “Cuando hay una injusticia de esta naturaleza, y es tan evidente, nadie puede dudar que llega un momento en el que la gente se agota, así que no se descarta nada”.

El camionero, incluso, señaló: “No descartamos un paro nacional cuando se trata de una injusticia de esta naturaleza. Muchos se solidarizaron con la situación de Pablo”.

Para Hugo Moyano, la causa “es toda una maniobra del Gobierno”, que “se ocupa solamente de presionar a la gente”, y las denuncias “no son nada serias”.

El histórico líder sindical indicó que Pablo, “en los pocos meses que estuvo en la CGT, ha mostrado que es una resistencia muy grande frente al Gobierno, que quiere quitarle los derechos a los trabajadores”.

Por último, aludiendo al líder de la hinchada de Independiente, Pablo “Bebote” Álvarez, Hugo ironizó: “Las estupideces que se le están imputando yo no sé, creerán que (su hijo Pablo) era socio en los puestos de choripanes junto a este personaje… Pavote le decimos nosotros”.

En tanto, en una entrevista radial con FM Uno, el propio Pablo Moyano se refirió a su situación, señalando que “hace un año o dos hay una persecución política, mediática y judicial de parte del Gobierno”, al tiempo que calificó de “payaso” al fiscal Scalera, de quien sugirió que “es un instrumento de (la ministra de Seguridad de la Nación) Patricia Bullrich y de la señora (Elisa) Carrió, que constantemente están presionando al juez Carzoglio y  (Luis) Armella. Creo que no le van a dar bolilla”.

Pablo también apeló a la ironía frente al objeto de la investigación: “Dicen que Hugo y yo recaudábamos la plata  de los choripanes de cada partido, de la venta de entradas. No tiene sentido el pedido de detención”.

Solidaridad de la dirigencia gremial

Referentes de todos los sectores gremiales manifestaron su solidaridad con Pablo Moyano, y señalaron que detrás de la medida requerida por el fiscal está el gobierno de Mauricio Macri.

  • Ricardo Pignanelli, secretario general de Smata: “(Un) exceso que va a terminal mal; es una revancha y el país no está para una revancha”… “Se van a equivocar, pensar que podés frenar un pedido sindical con un problema que es del fútbol es un error”.
  • La CGT se expresó a través de un duro comunicado. Uno de los párrafos más elocuentes: “No escapa siquiera al más distraído la voluntad explícita del Gobierno de llevar a la familia Moyano a prisión. Impúdicamente lo ha manifestado en repetidas oportunidades la diputada (Elisa) Carrió y muchos funcionarios del Gobierno, adjudicándole hasta al propio Presidente ese objetivo de forma personal”.
  • Hugo Yasky, CTA de los Argentinos: “Estamos ante un nuevo hecho de persecución política y revanchismo de clase; el Gobierno persigue a aquellos dirigentes que se ponen de pie y le dicen la verdad al movimiento obrero”… “Si lo detienen nos vamos a movilizar y vamos a defender la libertad de los dirigentes. Vamos a estar en la calle”.
  • Pablo Micheli, CTA Autónoma: “Es una escalada más del Gobierno y de fiscales y jueces adictos al Poder Ejecutivo para perseguir a los luchadores populares. Aquellos que nos oponemos a este modelo que hace estragos somos perseguidos de una manera u otra, y a los Moyano desde hace mucho tiempo que tienen ganas de encarcelarlos sin tener pruebas para hacerlo”.

Nota relacionada:

Rossi repudió la “persecución” contra Pablo Moyano

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

Las escuelas secundarias se encuentran en un festival de teatro

Se realiza desde las 12 en la Escuela de Viamonte al 1900. Se presentan producciones artís