La recaudación tributaria nacional creció 31,2 por ciento anual, unos quince puntos por debajo de la inflación estimada para 2018 que podría llegar al 47 por ciento.

Los datos difundidos este miércoles por la Afip muestran que ni la imposición de retenciones a algunos productos del agro establecidas en septiembre pasado por el Gobierno alcanzó para detener la caída de la recaudación fiscal.

La caída de los ingresos tributarios en relación a la inflación exhiben con crudeza la magnitud de la recesión autoinducida por el gobierno de Cambiemos a la economía nacional.

“En todo el ejercicio 2018, los ingresos tributarios crecieron el 31,2 por ciento, al ascender a 3.382.644 millones de pesos”, informó este miércoles la Afip.

Explicó que “el año pasado el IVA neto creció el 44,3 por ciento, con una variación del 41,6 por ciento en el tramo impositivo y del 47,8 por ciento en el aduanero”.

“Entre los factores que potenciaron este resultado del IVA están una menor compensación hacia otros impuestos respecto del 2017, mayor recaudación en el IVA aduanero por la suba del dólar y el ingreso del impuesto a los servicios digitales, que ascendió a 1.400 millones el año pasado”, señala el comunicado oficial del organismo recaudador.

La mejor performance fiscal la ofreció el comercio exterior, a causa de la devaluación del ciento por ciento del peso en relación a la divisa estadounidense.

Según la Afip, “en el comercio exterior, por la suba del dólar registrada en 2018 los derechos de importación aumentaron 51,7 por ciento y los derechos de exportación un 72,7 por ciento”.

“En particular –continuó- los ingresos por las retenciones se vieron favorecidos por la implementación del derecho de exportación adicional, que aportó unos 32.900 millones de pesos”.

Y agregó: “En el sentido contrario influyó la reducción mensual de los derechos de exportación aplicables al complejo sojero del 0,5 por ciento mensual de la alícuota desde enero del año pasado, que se suspendió con la aplicación del derecho de exportación adicional”.

El dato demostrativo de la alianza del gobierno de Mauricio Macri con los que más tienen lo otorga el resultado de la recaudación de Bienes Personales, que cayó 34 puntos en 2018 respecto del ejercicio anterior.

“El impuesto a los bienes personales cayó 34,5 por ciento porque los bienes incorporados mediante la ley de sinceramiento fiscal que no habían ingresado anticipos se pagaron en 2017, por el aumento del mínimo no imponible y la disminución de las alícuotas para el período fiscal 2018”, señala la Afip.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

Rodenas se ríe de Cambiemos

La vicegobernadora electa y compañera de fórmula del triunfador en Santa Fe, Omar Perotti,