El busto de Eva Perón que se encontraba en las instalaciones del club Sarmiento de Junín –cuyo estadio lleva el nombre de la abanderada de los humildes–, y fue saqueado por la Fusiladora en 1955, será restituido este 7 de mayo.

Ilustración: Facundo Vitiello

En 1955, el golpe de Estado bautizado “Revolución Libertadora” por sus perpetradores, y conocido como “La Fusiladora” por quienes lo padecieron, se llevó puesto todo lo que sonara a peronismo. El Club Atlético Sarmiento de Junín, cuyo estadio lleva el nombre de Eva Perón, no fue la excepción. El busto que representaba a la, por aquel entonces ya fallecida, esposa del líder del Partido Justicialista, fue robado del hall principal de la cancha de la institución del noroeste bonaerense y destrozado a martillazos. En 1974 se construyó otro similar, que apenas duró hasta la llegada del golpe cívico militar en 1976. Ahora, después de un arduo trabajo de un grupo de hinchas y socios del Verdolaga, la imágen de la autora de La razón de mi vida y Mi mensaje, volverá a su lugar justo en el día en que Evita hubiera cumplido un siglo de vida.

“Más que una restitución, es una reparación histórica”, remarca Leonardo Ridolfi, referente del Movimiento Cultural y Popular Sarmientista, y agrega: “La quita de los símbolos peronistas no la sufrió solamente nuestro estadio, sino todo aquello que tuviera que ver con el peronismo”.

La escultura, que desde el martes lucirá en la platea, será la misma que fue colocada en el 74, y desaparecida dos años más tarde. Para evitar que corra la misma suerte que el busto original, un vecino alcanzó a poner a salvo esa pieza histórica de las garras de los milicos, y meses atrás dio aviso a los organizadores del evento de la reliquia que tenía en su casa. Ahora, reparada por los daños que le produjo el paso del tiempo, la estatua estará al alcance de los simpatizantes del club que lucha por un ascenso a la Primera División.

“En 1951, durante la presidencia de Juan Domingo Perón, se fundó el estadio y se le puso el nombre de Eva gracias a su hermano, Juan Duarte, un grande que aún no ha sido reconocido en el club”, repasa Ridolfi, y continúa: “Nuestro primer busto, que era de mármol blanco, fue colocado ese mismo año cuando se inauguró el estadio, y con la presencia del propio Perón. En 1955, la mal llamada Revolución Libertadora se lo robó y fue roto a martillazos en las calles de Junín. Quedó totalmente destrozado, no quedó ningún rasgo de ese busto. Lo mismo quisieron hacer con uno que había en el barrio Evita, que por suerte sí pudo ser resguardado. Y destruyeron también el monumento de un intendente de Junín, que estuvo en el grupo de Oficiales Unidos con Juan Domingo Perón, que es el del teniente Arrieta”.

Cuando se empezaron a gestar las actividades por el centenario del natalicio de Evita, la idea del Movimiento Cultural y Popular Sarmientista era construir un busto nuevo y colocarlo en el sitio del cual fue despojado. Pero en el medio sucedió lo increíble: “En este trajín, se hizo una movida cultural importante, la gente se empezó a mover, llevamos a cabo una reconstrucción histórica porque mucho no se sabía”, relata Leonardo, y destaca:

“Gracias a toda esa movida, apareció el segundo busto, el que nos sacaron en el 76. Nos llamaron y nos avisaron que el señor que sacó el busto aquella vez, en un acto casi heroico, porque lo hizo en medio de una dictadura y para resguardarlo así no pasaba lo mismo que había ocurrido con el primero en el 55, lo tenía en su casa. Ese busto, sin lugar a dudas, es un desaparecido cultural, y pudimos restituirlo”.

Tu cara está en todas las remeras

Leonardo Ridolfi entiende a su querido Sarmiento más allá del momento deportivo e institucional que pueda atravesar. Y así parecen sentirlo en el mundo Verde con respecto a iniciativas de este tipo. “El hincha nos apoya porque entiende que Eva Perón va más allá del peronismo, trasciende toda frontera política. El que es peronista y el que no, saben bien quién fue ella, y además es de nuestra región”, remarca el creador del proyecto que será realidad desde este martes, y que fue apoyado por el Partido Justicialista local. “Y hay que dejar atrás esas cuestiones que si es de Los Toldos o si es de Junín –sigue– porque ella es de todos, y al que no le llegó a su corazón, es porque no tiene sensibilidad. Por lo que fue desde su nacimiento, su consolidación como mujer, fue una de las grandes guerreras que dio la Patria”.

Tras asegurar que Eva Perón es la mejor denominación para una cancha de fútbol, el entrevistado opina que “los nombres propios de los estadios, los colores y el sentido de pertenencia hacen que uno se sienta parte de la camiseta que lleva puesta”. Y reflexiona: “Muchos clubes capaz no le dan bola a lo cultural, sin darse cuenta de su importancia, para los niños, jóvenes, que el día de mañana se los pueda retener y no los gane la calle. La idea es hacer un Sarmiento que esté unido, para ayudar en las cuestiones en las que el Estado no está presente”.

El referente del movimiento que se presentó en sociedad instaurando el Día del Hincha de Sarmiento de Junín (cada 1º de noviembre, en homenaje a lo que ocurrió esa fecha pero de 1980, cuando se movilizaron unas 12 mil personas al Florencio Sola para disputar ante Banfield la penúltima fecha de aquel torneo que coronó con el ascenso a Primera), aclara que la reconstrucción de la historia del club a través del busto les sirvió para repasar “muchas cosas de las que ocurrieron en nuestra historia nefasta desde el 76, y hasta el 2001 podríamos extenderlo, porque ese modelo neoliberal, privatizador, en el que se produjeron las peores desigualdades sociales de nuestro país, arranca con la dictadura y termina en 2001/02”.

Un acto de justicia

Entre las innumerables ceremonias que recordarán la figura de Eva Duarte de Perón el próximo martes 7, cuando se cumplan los 100 años de su natalicio, estará la que organiza el club juninense en el estadio que la homenajea con su nombre, y ahora también con un busto. “Lamentablemente no podremos hacer todas las actividades que pensábamos hacer. Queríamos pintar un mural, hacer actividades escolares. Pero entre la falta de tiempo y la disputa por el ascenso (este domingo jugará ante Brown de Adrogué el partido de ida por los cuartos de final del reducido de la B Nacional, luego de perder la final con Arsenal), se complicó –se lamenta Leonardo–. Pero sí haremos la restitución del busto y estamos muy felices”.

El organizador cuenta que “después de algunos días de negociación” con el hombre que preservó la escultura, “fue devuelta a nuestras manos”. A partir de ahí, comenzó otro trabajo: “Lo tuvimos que reparar, porque estaba herido. Lo pintamos, la dejamos totalmente bella, para que luzca hermosa como se lo merece. No queremos decir nada del material, ni le sacamos fotos, porque queremos que la gente se entere el mismo martes”.

Entre los que asistirán al evento, más allá de los hinchas y socios verdolagas y la comunidad juninense en general, Ridolfi hizo extensiva la invitación –entre otros– a la diputada nacional Cristina Álvarez Rodríguez, sobrina nieta de Eva. “Quería venir, pero está complicada con todas las actividades que hay, pero que no descartamos que venga para hacer alguna actividad con nosotros, en la previa a la presentación del busto”, desea el militante del club bonaerense, y agrega a la lista a Manuel Moretti, líder de la banda Estelares, oriundo de Junín: “Es otro de los que capaz puedan estar ese día. Porque nosotros formamos parte no sólo de una construcción social sino también cultural, así que todos los actores culturales de la ciudad y a zona, son bienvenidos. Se nos complica que sea martes y no fin de semana. Además, muchos estarán afectados a la vigilia que se realizará en Los Toldos el 6. Ojalá algunos se puedan acercar para acá, las invitaciones están hechas”.

Sobre la ubicación de la estatua se generó una cierta polémica, ya que no estará en el lugar original, en el hall central, sino en la platea. “La Comisión Directiva tomó esa decisión, que más adelante tendrán que fundamentar”, advierte el líder del Movimiento Cultural y Popular Sarmientista, pero rápidamente da vuelta la página y deja ese tema para otra oportunidad: “Lo más importante es que Eva vuelva a estar en el club, y después con el tiempo veremos dónde la ubicamos para que todos la puedan disfrutar”.

Por último, aprovechó para destacar el apoyo que recibieron, más allá de algunas disidencias con los dirigentes: “Lo que entiendo del club es lo que entiendo como Estado: el club somos todos, los socios, simpatizantes, los que formamos parte de esta gran familia que es Sarmiento, y la gente nos está apoyando, es una tarea ardua”.

Más notas relacionadas
  • El festival de la gambeta

    Desde este sábado 16 y hasta el lunes 18, Rosario recibirá a un centenar de mujeres futbol
  • Si me mandan al Banco voy contento

    El club que históricamente nuclea a empleados bancarios provinciales, tomó hace algunos me
  • ¡He visto a Maradona!

    Sensaciones y cosas raras que me atravesaron el alma cuando por primera vez en mi vida vi
Más por Santiago Garat y Facundo Paredes
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

Segato: el árbol intelectual que tapa el bosque ensangrentado

Las palabras de la antropóloga y referente feminista Rita Segato respecto de los acontecim