El rojinegro salió este sábado por la noche a jugar fuera de casa, y se trajo un punto. Fue 1 a 1 ante el Xeneize, por la 8ª fecha de la Superliga. Un frentazo de Carlos Izquierdoz en el primer tiempo, y otro de Cristian Insaurralde en el segundo, los goles del partido.

El conjunto del Parque Independencia volvió a rendir examen fuera de casa, y terminó aprobando. Sumó un punto importante en su excursión a la mítica Bombonera, de donde siempre es difícil traerse algo, independientemente de que el DT rival, Gustavo Alfaro haya guardado lo mejor que tiene para el duelo del martes ante River, por la semifinal de la Copa Libertadores.

Newell’s arrancó bien plantado en el verde césped de la Bombonera. Le quitó la pelota al dueño de casa desde los minutos iniciales, y con remates lejanos de Denis Rodríguez y jerónimo Cacciabue amenazó el arco defendido por imbatible –hasta ese momento– Esteban Andrada.

Pero la prolijidad y el leve predominio con el que arrancó el encuentro empezó a desmoronarse a la media hora de juego. Es que primero Cacciabue debió ser reemplazado por lesión (ingresó Lucas Villarruel) y dos minutos más tarde de ese infortunio, el Xeneize abrió el marcador.

Corrían 30’ de esa primera parte cuando Carlos Izquierdoz (justamente uno de los pocos habituales titulares) le ganó arriba a Cristian Lema, su marca en el tiro de esquina, y con un cabezazo fuerte de pique al piso venció la resistencia de Alan Aguerre, que alcanzó a tocar la pelota, pero fue insuficiente para sacarla.

A segundos de meterse en los vestuarios para el entretiempo, la Lepra tuvo una chance inmejorable en los pies de Maxi Rodríguez, que vio adelantado a Andrada ante una mala salida del local en el fondo, y se la quiso picar, pero la falta de efectividad le ahogó el grito.

El rojinegro estuvo desorientado desde que saltó al campo de juego para disputar el segundo tiempo. El dueño de casa, que no precisó hacer méritos para ponerse en ventaja, los comenzó a tener en ese primer tramo.

Ante la falta de reacción y de aproximaciones, el entrenador Frank Kudelka metió cambios ofensivos (Rodrigo Salinas y Cristian Insaurralde por los Rodríguez Alexis y Denis), y apostó a conseguir la igualdad sin la obligación de tener la pelota.

Y así fue que a los 34’, cuando el delantero con pasado en el América de México no había tocado la pelota, metió un certero cabezazo proveniente de un buen centro de Lucas Albertengo, y empató el partido, usando un método similar al de su rival.  

Además de la igualdad, ese gol le dio al conjunto del Parque Independencia la condición de ser el único equipo en anotar en todos los cotejos, y también le cortó la tremenda racha que ostentaba Andrada, con 864’ con la valla invicta. La Lepra sumó una valiosa unidad, que le permite seguir mirando desde afuera la zona de descenso.

Colaborá con el sostenimiento de Redacción Rosario y El Eslabón por 300 pesos por mes y recibí nuestra info destacada todos los días y nuestro semanario todos los sábados en tu casa. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

Dale arranque, Alberto

Tras la asunción presidencial y los festejos populares, el Frente de Todos empezó a despun