La prédica racista y a favor de la mano dura del presidente Jair Bolsonaro, que fue eje de su campaña electoral, está teniendo consecuencias: “Hay un genocidio de la población negra”, denuncian organismos de derechos humanos brasileños.

Los jóvenes afrodescendientes que viven en las favelas son víctimas del accionar policial. En nombre de la “lucha contra el narcotráfico”, las balas terminan impactando en mujeres, hombre, niñas y niños que nada tienen que ver con las bandas dedicadas a ese negocio ilegal.  Las políticas del gobierno de Jair Bolsonaro, con su prédica racista y a favor del gatillo fácil, y la mano dura (que siempre caracterizó a la policía de Brasil) están haciendo estragos entre los barrios más pobres.

Las muertes violentas en Brasil cayeron 10,4 por ciento respecto a 2017, según el último informe del Foro Brasileño de Seguridad Pública (FBSP), que trabaja con datos oficiales. Sin embargo, el número de personas muertas en acciones policiales subió 19,6 por ciento en 2018, con 6.220 personas asesinadas, la mayoría jóvenes negros. Ya son 16 las niñas y los niños muertos por balas policiales este año.

Cientos de personas protestaron este lunes 23 en el centro de Río de Janeiro  contra las acciones policiales en las favelas, tras la muerte de una niña de ocho años, Ágatha Felix, que resultó baleada durante un patrullaje el fin de semana, informó el sitio del diario peruano La República.

Ágatha es la quinta niña muerta durante una acción policial en lo que va de 2019, según cifras de Fogo Cruzado, una plataforma en línea que realiza un seguimiento de la cantidad de tiroteos en Brasil.

Organismos de derechos humanos repudiaron la política de seguridad que se aplica en Brasil, por considerar que “privilegia los enfrentamientos armados contra delincuentes a costa de la vida de inocentes”.

Ágatha Felix recibió un disparo en la espalda la noche del viernes 20, cuando estaba junto a su madre en un transporte público (una combi) en una de las favelas del Complexo do Alemão, en la empobrecida zona norte de Río.

Contrariando la versión de la Policía Militar (que sostiene que sus agentes fueron víctimas de “ataques simultáneos” por parte de criminales), los familiares afirman que la bala que alcanzó a Ágatha provino de la policía.

“No había enfrentamiento. Pasó una moto y los policías dispararon contra la moto”, pero por un supuesto error “dispararon contra la combi”, dijo a periodistas una de las tías de la niña asesinada, Daniele Lima Félix, de 24 años.

Daniele participó junto a otros jóvenes afrodescendientes de la protesta frente a la Asamblea Legislativa de Río en Brasil. De luto, recordaron el nombre de otros jóvenes asesinados y empuñaron pancartas con mensajes como “vidas negras importan”, “paren de matarnos” y consignas contra el gobernador de Río de Janeiro, Wilson Witzel.

Las autoridades aseguraron que darán “prioridad” a la investigación del caso, pero al mismo tiempo culparon “al narcotráfico y a los consumidores de drogas” por la muerte de la niña.

“Quien está en el crimen organizado es terrorista. Son ellos quienes están apretando los gatillos. Quien fuma marihuana y compra estupefacientes ayudó a apretar ese gatillo”, añadió Witzel, que calificó la muerte de la pequeña como un “hecho aislado”.

Organismos de derechos humanos denunciaron la situación el sábado 21 en la Organización de las Naciones Unidas (ONU). En la denuncia se destaca la responsabilidad del gobierno nacional y estatal. Y calificaron el asesinato de Ágatha como “un genocidio de la juventud negra” y como “una consecuencia directa de las políticas de gatillo fácil” fomentadas por el gobernador del estado de Río de Janeiro, Wilson Witzel, y el propio Bolsonaro.

Durante su campaña hacia la presidencia, el ex militar hizo del uso de armas y la aniquilación de presuntos delincuentes (en forma sumaria, en la calle, a los tiros, sin intervención de la Justicia) uno de las promesas más firmes.

Colaborá con el sostenimiento de Redacción Rosario y El Eslabón por 300 pesos por mes y recibí nuestra info destacada todos los días y nuestro semanario todos los sábados en tu casa. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón.

Más notas relacionadas
Más por Pablo Bilsky
Más en El Eslabón

Dejá un comentario

Sugerencia

Elevan a juicio causa por corrupción contra intendente macrista de Rufino

El intendente de Rufino Natalio Lattanzi y su esposa son acusados de “negociaciones incomp