El rojinegro no tuvo un buen partido en el Diego Maradona y perdió 1 a 0 ante Argentinos Juniors, que se subió a la cima de la Superliga. El único grito del encuentro, correspondiente a la 14ª fecha, fue de Gabriel Hauche.

El conjunto del Parque Independencia se vuelve con un reprobado de su visita a La Paternal, que festejó a partir de una corrida de Iván Colman que definió en forma exquisita Gabriel Hauche a los 4’ del complemento.

La primera parte mostró a un equipo local que, sin brillar, ejerció presión sobre el rival en campo contrario. Es cierto, a los dirigidos por Diego Dabove les faltó precisión en la puntada final, pero la iniciativa fue para el dueño de casa.

Como contrapartida, Newell’s se apoyó en el orden defensivo y en tratar de salir rápido buscando los piques de Maximiliano Rodríguez o bien la cabeza de Rodrigo Salinas, pero hizo figura a Alan Aguerre.

Argentinos, pese a la apuntada falta de resolución, tuvo oportunidades nítidas para abrir la cuenta en los pies de Batallini y un remate de Colman que se estrelló en el travesaño. En el último cuarto de hora del período inaugural, el elenco de La Paternal dispuso de tres situaciones más para desnivelar: un sablazo de Hauche que desvió Aguerre, un disparo de Vera apenas desviado y un tiro de Mac Allister que salió afuera.

El conjunto comandado por Frank Kudelka, por su lado, tuvo la más clara en los pies de Salinas, quien no supo resolver de la mejor manera una situación propicia.

En la segunda parte todo cambió en forma prematura. Es que en una contra lanzada a toda velocidad, Colman habilitó a Hauche y el ex Racing eliminó la salida del arquero Aguerre, para marcar a placer y decretar el 1 a 0 en favor del Bicho.

A partir de la conquista y la ventaja alcanzada, Argentinos reguló: le cedió la pelota al elenco rosarino y trató de jugar de contra. En el tramo final, Newell’s adelantó las líneas con el propósito de establecer la igualdad, pero dejó espacios libres que la escuadra de La Paternal pudo haber aprovechado de exhibir mayor pausa y menos aceleración.

Recién en tiempo de descuento, el delantero de Santo Tomé y Príncipe, el ingresado Luis Leal eligió mal desde una situación propicia y remató muy desviado, perdiéndose el gol de un empate que no hubiese resultado merecido, a partir de lo expuesto por uno y otro en el campo de juego.

Argentinos Juniors ganó bien, se subió a lo más alto de la tabla de posiciones, junto a Boca Juniors (ambos con 28 unidades), rival al que enfrentará este sábado, a las 19.40, en la Bombonera. Por eso, el público local se marchó cantando, con la ilusión a flor de piel. La contracara fue la Lepra, que volvió a padecer su salida del Coloso.

Fuente: Télam.

Colaborá con el sostenimiento de Redacción Rosario y El Eslabón por 300 pesos por mes y recibí nuestra info destacada todos los días y nuestro semanario todos los sábados en tu casa. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

La corchea y la redonda

El periodista y escritor Guillermo Knoll publicó el libro La Música y el Fútbol, en cuyas