El bloque de concejales del Frente de Todos realizó este lunes por la mañana una rueda de prensa por la situación de violencia extrema que se vive en la provincia de Santa Fe con epicentro en la ciudad de Rosario. En ese sentido, los ediles justicialistas plantearon la necesidad de apoyar políticamente las acciones llevadas a cabo por la gestión del gobernador Omar Perotti y, puntualmente, las medidas adoptadas por el ministro de Seguridad, Marcelo Saín. También apuntaron al rol del socialismo como oposición al impedir la sanción de la ley de Emergencia en Seguridad. “Se debió a una mezquindad política que tiene nombre y apellido. Se llama Miguel Lifschitz el artífice de estas trabas. No lo decimos solo nosotros, lo dicen los intendentes del Frente Progresista que están saliendo a plantear la necesidad de que se aprueben estas herramientas”, disparó el justicialista Eduardo Toniolli.

La propuesta del bloque consiste en realizar una sesión especial del Concejo para tratar la declaración de Emergencia en Seguridad en Rosario, además de un conjunto de medidas que complemente el abordaje de esta situación. La concejala Norma López explicó que por estas horas el gobernador se encuentra “dialogando con todos los sectores de la oposición” para alcanzar puntos de acuerdo que permitan darle viabilidad a las medidas necesarias para afrontar un escenario sumamente complejo. “Y nosotros estamos comprometidos, desde el Concejo Municipal, con generar las herramientas necesarias para que Rosario tenga contención en todos los aspectos”, señaló la edila.

Al describir la complejidad de la situación, Eduardo Toniolli definió que “hay un quite de colaboración de una parte importante de la fuerza” y que “ponerle un límite al autogobierno genera reacciones”. En ese marco, estipuló que “parte de los hechos que están sucediendo en Rosario son efectos de muchos años de políticas negativas, pero hay otra parte que tiene que ver con una quita de colaboración de parte de la fuerza que se hace la desentendida y esto se debe a que hay una decisión clara de restituir al poder civil el mando de las fuerza de seguridad”.

A su vez, los legisladores hicieron un llamamiento a todos los representantes de los distintos espacios políticos para “generar programas en todos los ámbitos necesarios para un salvataje del tejido social” y especificaron que se trata de articular una “serie de acciones vinculadas con la prevención y el control del delito, brindando al intendente herramientas indispensables para agilizar los procedimientos para las políticas conexas a la problemática”, señaló Eduardo Toniolli.

En ese marco, adujo que en 2016, además de la Emergencia, se aprobaron 40 normas, algunas de ellas vinculadas a la prevención social. “El Municipio tiene facultades en lo que respecta al control de habilitaciones, la gestión de espacios públicos seguros y la prevención social del delito. Lo que estamos planteando es dotar de recursos a esas herramientas que existen”, rubricó el referente del Movimiento Evita.

El edil remarcó que el 10 de diciembre “comenzó una nueva etapa con una nueva perspectiva” y explicaron que es fundamental aportar el sostén administrativo y económico para complementar las distintas emergencias. “Es responsabilidad del Concejo brindar herramientas, no solo organizar actividades pour la galerie, sino generar las condiciones para que la ciudad tenga más y mejores herramientas para gestionar”, sentenció.

Foto: Manuel Costa

“Venimos de muchos años de autogobierno policial que alimentó la violencia urbana en la ciudad de Rosario. Cuando hay un ministro como Saín y un gobernador como Perotti que pretenden ponerle un coto y dar por tierra a ese autogobierno, hay que darle el apoyo para que puedan hacerlo”, manifestó el concejal, y graficó: “Hay una figura muy coloquial que se usa en el campo que dice que cuando se le pega al chancho, aparece el dueño. En este caso, el chancho es el autogobierno policial, y el dueño son las mafias que se cobran las vidas de miles de rosarinos y rosarinas”.

Sobre las posibilidades presupuestarias para llevar adelante estas acciones, Alejandra Gómez Sáenz describió que el primer paso es “marcar las prioridades” y aclaró que “tanto a nivel local como a nivel provincial tenemos las herramientas para llevar a cabo medidas de emergencia, por eso es fundamental que los legisladores y legisladoras acompañen esta decisión”.

“Cuando Perotti manda el proyecto de emergencia, estamos hablando de recursos coparticipables y de cómo se destina dinero a la ciudad de Rosario, la más compleja de toda la provincia. Si nos referimos a la tarjeta alimentaria, son unos 61 beneficiarios que cobran solo 300 pesos. Entonces, si no tenemos las herramientas para reacomodar los presupuestos, ¿cómo lo vamos a hacer?”, se preguntó López, y destacó: “Estamos seguros que Pablo Javkin va a estar en sintonía, porque tenemos que estar todos involucrados con decisión férrea y acompañamiento del mismo modo que los distintos bloques de la Provincia le dieron el visto bueno al presidente para la emergencia nacional”.

Por último, los concejales subrayaron que, siendo oposición, el peronismo promovió la Emergencia en Seguridad. “Son las mismas herramientas que el Frente Progresista, que fue parte del problema, no quiere darle a este gobierno”, estableció Toniolli al recordar que en diciembre la Cámara de Diputados rechazó la propuesta enviada por el Poder Ejecutivo. “Se debió a una mezquindad política que tiene nombre y apellido. Se llama Miguel Lifschitz el artífice de estas trabas. No lo decimos solo nosotros, lo dicen los intendentes del Frente Progresista que están saliendo a plantear la necesidad de que se aprueben estas herramientas”, disparó.

Colaborá con el sostenimiento de Redacción Rosario y El Eslabón por 300 pesos por mes y recibí nuestra info destacada todos los días y nuestro semanario todos los sábados en tu casa. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón.

Más notas relacionadas
Más por Lucas Paulinovich
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

La actividad económica registró una suba del 5,1 % interanual en abril

El Estimador Mensual de la Actividad Económica acumula un alza del 5,7 % en el primer cuat