Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

En una polémica decisión y amparados por el secreto, los concejales de todos los bloques aprobaron la designación en el Banco Municipal de dos directivos vinculados a Vicentin y Rosental. Sólo el bloque del Frente de Todos votó en disidencia.

El pacto de gobernabilidad entre oficialismo y sectores de la oposición, subrayado por los concejales peronistas al comienzo de la gestión de Pablo Javkin cuando se definieron las autoridades del Concejo Municipal, tuvo una puesta en escena destacada en la sesión de este jueves cuando el legislativo local aprobó los tres pliegos propuestos por el Ejecutivo para integrar el directorio del Banco Municipal.

Las designaciones fueron avaladas por la totalidad de la cámara, con la oposición del bloque del Frente de Todos para dos de los tres candidatos propuestos por el Ejecutivo. Desde el oficialismo de CREO, el socialismo, pasando por Cambiemos, Juntos por el Cambio, Ciudad Futura-FSP, Iniciativa Popular, el Partido Demócrata Progresista, la Unión Cívica Radical en sus dos vertientes, el monobloque Radical, Unidad Ciudadana y Unite, avalaron la propuesta de la intendencia.

La inclusión de la ex concejala Patricia Cosgrove como vicepresidente de la entidad, no presentó adversidades. Fueron los cargos de presidente y vocal los que generaron la resistencia aislada del bloque justicialista.

Se trata de los pliegos de Adrián Giacchino y Sebastián Azerrad, dos miembros de los más granado de la patria financiera local y referentes de firmas privadas con apreciable desempeño en el singular mundo de las finanzas santafesinas.

El primero ostenta una trayectoria reciente que lo ubica en el corazón de la gran discusión que atraviesa a la provincia de Santa Fe las últimas semanas. Giacchino formó parte del Banco Nación durante la gestión de Javier González Fraga, autor de los préstamos irregulares con las que se benefició a Vicentin durante el tramo final de sus maniobras de vaciamiento.

Sin embargo, Giachino se había retirado antes, cuando dejó la entidad pública para regresar a coordinar el proyecto de banco de la Bolsa de Comercio, impulsado por el entonces titular de la institución, Alberto Padoán. Una iniciativa que se pinchó cuando el directivo de Vicentin y referente bursátil quedó envuelto en el escándalo de los cuadernos de Centeno.

Azerrad, por su parte, es uno de los integrantes del directorio de la financiera Rosental, uno de los jugadores fuertes en el manejo del dinero en la Provincia y vinculado a las tareas de asesoramiento financiero que muchas veces colisionan con las finalidades de un banco público.

Para los legisladores peronistas –los únicos que presentaron objeciones ante estas particulares designaciones– las características de los actores económicos que los impulsan “entran en contradicción con la idea de banca pública local que siempre defendimos y reclamamos: una con mayor compromiso y despliegue en favor de la producción, el trabajo y las pymes”.

Desde el Frente de Todos recordaron que hace cuatro años había sucedido una discusión en similares términos cuando se propuso a Fernando Staffieri, que llegaba desde la Fundación Libertad. “Ni los representantes de las financieras, ni los del complejo agroexportador, van a dar respuestas a las demandas de la economía real de nuestra ciudad”, apuntaron desde el bloque justicialista.

Además, indicaron la necesidad de modificar la disposición impuesta por la ley Orgánica de Municipalidades que determina que las sesiones de elecciones de autoridades de la banca pública se realicen en secreto, metodología que se presta a los arreglos indiscretos y al ocultamiento de los argumentos hacia el público.

Algo de eso fue lo que aconteció en la noche del jueves, cuando la ciudadanía rosarina fue privada de conocer las razones por las cuales la totalidad de los bloques, menos el justicialista, acompañaron la propuesta del intendente Pablo Javkin.

Esta vez el resultado fue distinto al de tres años atrás, cuando el peronismo logró frenar en el plano legislativo la iniciativa de colocar deuda en dólares en el mercado de capitales, una situación que, devaluaciones mediante, dejaría a la ciudad en un estado de crisis alarmante. “El tiempo nos terminó dando la razón. Hoy le decimos que no a los mismos sectores”, señalan los ediles del Frente de Todos.

Sumate y ampliá el arco informativo. Por 300 pesos por mes recibí info destacada de Redacción Rosario todos los días por mail en tus dispositivos y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón. O comunicate al WhatsApp +54 9 341 6407379.

Más notas relacionadas
  • La guerra del cerdo

    El anuncio de posibles inversiones chinas para la producción de cerdos generó una intensa
  • Los juegos del hambre

    En medio del repunte de la pandemia, con el asunto de Vicentin envuelto en las discusiones
  • El asesinato del pastor

    La ejecución en su casa, a plena luz del día, del exconcejal de Ciudad Futura, es una nuev
Más por Lucas Paulinovich
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

Sergio Maldonado: “No vi el nombre de Patricia Bullrich en los informes”

Para el hermano de Santiago Maldonado, la denuncia del Ministerio de Seguridad al ex jefe