Este jueves se oficializó una nueva reglamentación para la ley de uso medicinal de cannabis que “facilita e impulsa la investigación científica orientada a los posibles usos terapéuticos”, busca asegurar “el acceso a las terapias de forma segura e informada para todos los usuarios y usuarias”, incluso a través del “autocultivo o el cultivo solidario”. Al respecto, Carina Prieto, miembro de Madres que se plantan, expresó: “Este es un paso gigante y hay un antes y un después en esta lucha. Eso no tiene discusión, el tema de poder cultivar es importantísimo”.

En diálogo con Redacción Rosario, Prieto comentó que “se hablaba en el movimiento de que se venía una reglamentación, pero siempre después llega fin de año y no pasa nada. Así que ayer a última hora me mandan el boletín y no lo podía creer, empecé a preguntar ¿es real?”. 

Ahora, la nueva normativa autoriza, con previa inscripción en el nuevo Registro del Programa de Cannabis (Reprocann),  el acceso al aceite de cannabis a través del autocultivo, el cultivo solidario o bien a través de la utilización de especialidades medicinales, en los casos en que exista indicación médica.

Además, la reglamentación señala que  “el acceso al cannabis y sus derivados deberá ser garantizado por las obras sociales y empresas de medicina prepaga o por el Estado para quienes no posean cobertura de salud”.

Respecto al registro, Carina explicó: “Va a haber que anotarse y ahí también tenemos que ver bien cómo va a ser el tema esa lista y dónde va a ir” porque “los que nos anotemos vamos a ser personas que tenemos plantas de marihuana que sigue siendo en el listado una sustancia prohibida”.  Y agregó: “En líneas generales la reglamentación está buenísima, después hay detalles que va a haber que analizar”.

Sobre qué aspectos de la vida de las madres que cultivan se modificará con la nueva legislación, Prieto remarcó que “esto modifica nuestra situación porque implica poder entrar a la medicina desde un lugar más serio”. Y añadió: “Yo tuve que llevar mi caso a la Justicia, poner un amparo y a través del amparo poder plantar”. “Esos son los casos mínimos, casos contados. La mayoría de la gente vive en una total clandestinidad, al punto de que cuando estás cultivando tu planta, vienen y te la roban y ni siquiera puedes denunciar. También conseguir un gotero era siempre en el mercado negro, porque no se podía vender. Entonces recurrías a esas páginas conocidas y al comprar no sabías si estabas comprando aceite de cannabis, de coco u otra cosa, porque no estaba supervisado por nadie”, explicó. 

“Hoy es un día histórico para el mundo” valoró Carina al cierre de la conversación. Y sumó entre risas: “El 21 está la marcha que se hace siempre por la legalización de la marihuana y ahora no sé cuál va a ser el lema para esta fecha”.

Sumate y ampliá el arco informativo. Por 300 pesos por mes recibí info destacada de Redacción Rosario todos los días por mail en tus dispositivos y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón. O comunicate al WhatsApp +54 9 341 6407379.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Info General

Dejá un comentario

Sugerencia

Fernández: “El mundo reclama litio y tenemos la oportunidad de brindarlo”

El presidente destacó las “enormes posibilidades” económicas y tecnológicas que genera su