libros

 

Te regalo la palabra, las imágenes más bellas, un mundo nuevo y estar un rato más con vos.

Un libro es un objeto entre muchos que se puede obsequiar, pero no es cualquier objeto. Representa en imágenes y palabras muchos mundos. A veces conocidos, pero con nuevas miradas; a veces ignotos, que invitan a descubrir. Tiene personajes que conocemos, nos identificamos, y también personajes que no imaginamos siquiera, que viven y actúan y resuelven sus problemas tan distintos a nosotros.

Como en el libro Donde viven los monstruos, de Maurice Sendak, los libros nos permiten viajar de orilla a orilla, de noche a día, de sueño a vigilia, de realidad a fantasía en cada vuelta de página.

Los libros son espejos y ventanas; y por ello, tan necesarios.

Pero además tienen un secreto, especialmente para los más pequeños, son un hermoso puente entre padres e hijos. Invitan a disfrutar juntos sin apuros hasta que el cuento acabe.

Rompamos el papel, guardemos el moño, abramos el libro, veamos dónde viajamos esta vez, cuántas vidas viviremos mientras dure la historia… y lo más lindo es, que una vez que lo cerramos, nos sigue dando vuelta su encantamiento, nos rumorea, nos inquieta, nos tranquiliza, nos pregunta o nos canta.

Los libros no tienen pilas, seguramente debe ser por eso que nos duran y nos serpentean, nos construyen por dentro; son refugio y riesgo; son el abrigo de la casa y la promesa del mar.

Este año tan peculiar para todos, nos encontró mucho tiempo en casa. Llega el verano y empezamos a soñar en azul.

Mis primeras sugerencias para leer y regalar/se son:

Mi casa, Lorena Méndez. Lorena Méndez Ediciones. Un libro hecho en nuestra casa grande: Rosario. Un viaje hacia adentro que descubre lo maravillosos en lo cotidiano. Una aventura al interior de nuestra casa. Nos invita a mirar en calma pequeños tesoros.

Libro Mi Casa

Alma del mar, Jaime Gamboa – Roger Ycaza. Editorial: V&R. Este es un libro sobre el don de mirar el mundo con los ojos abiertos de asombro y de disfrutar de la vida. Un papá que cuenta historias fascinantes de mar y una niña que no lo conoce. Un día ambos compartirán la emoción de ver el mar. Una historia plena de ternura y amor incondicional.

Libro

Durante este año, también las pantallas fueron canales de lectura, así que las próximas recomendaciones van con una propuesta audiovisual en redes realizadas por la Biblioteca Popular Cachilo (Para ver más, podes entrar al canal Cachilo LaBiblio).

Esto no es una caja, Antoinette Portis. Editorial Kalandraka. Un libro con poco texto que invita a jugar con lo más sencillo y audaz de les niñes, la imaginación, sin juguetes que determinen cómo jugar. Y es que una caja es justamente una caja… a menos que no sea una caja.

Latitas, Federico Tinivella, Paula Schenone. Ingeniería pop up: Carolina Musa. Editorial Libros Silvestres. Un poema desplegado verso a verso en páginas pop up, ensamblado y encuadernado a mano, que nos invita a jugar con otro objeto sencillo y con grandes posibilidades de fecundar la tierra.

¿Quién es ese bicho? Carmen Queralt. Editorial Kalandraka. Bello libro álbum con una fauna diminuta que habita nuestro entorno próximo, criaturas simpáticas y curiosas que están deseando conocernos.

Geografías de máquinas, María José Ferrada, Fito Holloway. Editorial Ojoreja. Abrís el libro y se encienden las máquinas que funcionan, si es que funcionan, si es que se construyeron alguna vez; con combustibles ecológicos como el papel o los sueños. Todas máquinas muy útiles, muy necesarias. Un recorrido poético por la sociedad de inventores, por varios pueblos de América.

Tres portugueses bajo un paraguas (sin contar el muerto), Rodolfo Walsh, Inés Calveiro. Editorial Calibroscopio. Un policial en la pluma Rodolfo Walsh, interpretado por artista plástica Inés Calveiro. Misterio y un caso por resolver que quedará en tus manos cuando abras la portada y sigas la investigación del crimen.

Estos libros los podés encontrar en las bibliotecas de tu barrio y en las librerías de la ciudad.

Regalá sueños, regalá libros!

 

* Coordinadora de la Biblioteca Popular Cachilo.

 

 

 

Más notas relacionadas
Más por Claudia Martínez*
  • Unidos y encolumnados

    Yo no sé, no. Para Pedro las columnas de las cuadras del barrio eran como mojones referenc
  • No quiero

    No quiero que suene la Guardia Hereje con eso de no hace falta más que entrecerrar los ojo
  • El Manual de las chocheras criollas

    Progresistas y peronistas celebraron tras las generales locales como si hubieran crecido e
Más en Columnistas

Dejá un comentario

Sugerencia

Otros actores posibles

Ante la incidencia de los monopolios en la puja por los precios, la experiencia del cooper