Sileoni

Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

El ex ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, llamó a tener memoria sobre el desastre educativo que dejó el gobierno de Mauricio Macri. Lo hizo a pocos días de que el ex presidente reclamara que se “abran las escuelas” y por el regreso a la presencialidad.

Sileoni recordó que “se trata de la misma persona que afirmó que ‘no podemos hacer política con la educación´, y que finalizó su gobierno dejando un sistema educativo desfinanciado y fragmentado”. También que es “sumamente irritante que los que formaron parte del peor gobierno de la democracia, se permitan dar consejos a la sociedad”.

A continuación, las reflexiones que Sileoni compartió en las redes sociales de Facebook y Twitter.

Sileoni

 

El texto completo de Sileoni

Hace unos días decía Mauricio Macri: “Abran las escuelas, vamos a perder el potencial de una generación de jóvenes, si las aulas siguen vacías”. Hablar, cualquiera puede, por eso es necesario recordar las acciones de su gobierno en materia de educación:

– Debilitó el sentido y las funciones del Ministerio de Educación de la Nación, destruyendo el valor de la unidad y fragmentando el sistema educativo;

– Incumplió todas y cada una de las Leyes Educativas vigentes y no propuso la sanción de ninguna;

– Cerró, pudiendo evitarse, escuelas que estaban en funcionamiento;

– No construyó una sola escuela de las que prometió en su campaña;

– Descendió 1.3 % el PBI educativo, subejecutó y disminuyó todos los años el presupuesto educativo.

Sileoni

– Discontinuó el Programa de Reparación de escuelas, en consecuencia se profundizaron los problemas de infraestructura, las instalaciones sanitarias, de gas y eléctricas;

– Desmanteló el Programa Nuestra Escuela de Formación Docente y ajustó los recursos de los Institutos Superiores;

– Incumplió la distribución del Fondo de Educación Técnica;

– Suprimió el Programa Conectar Igualdad negando a los y las estudiantes de las Escuelas Secundarias 4.5 millones de computadoras, entre las que no distribuyó y las que abandonó sin reparar;

– Desfinanció los Centros de Actividades Infantiles y Juveniles, que sostenían a los estudiantes en su escolaridad y eran muy apreciados por las escuelas;

– Ajustó al extremo los Programas de Turismo Educativo, Radios Escolares y Coros y Orquestas Escolares;

Sileoni

– Redujo las acciones de los Programas de Educación y Memoria, y de Educación Sexual Integral;

– No incorporó una sola escuela al régimen de Jornada Completa;

– Debilitó el Plan FinEs dejando a miles de adultos sin oportunidades educativas;

– Durante su gestión no se distribuyeron libros, ludotecas, ni laboratorios en las escuelas e institutos;

– Excluyó a los canales educativos (Encuentro y Paka Paka) de la órbita del Ministerio de Educación de la Nación, abandonando su carácter pedagógico, y alejándolos de escuelas y docentes;

– No creó una sola Universidad Pública, y agredió al Sistema Universitario desde el inicio de su gestión;

– Disolvió el Plan Estratégico de Formación de Ingenieros;

– Suprimió la Paritaria Nacional Docente;

– Descendió dramáticamente el salario de los docentes a lo largo de su gestión;

– Recortó los Programas de Becas Estudiantiles y las Becas Progresar;

– Trasmitió la idea de que a la escuela pública se llega por descarte;

– Persiguió a los docentes, los humilló reiteradamente y los reprimió en la Plaza de los Dos Congresos.

Sileoni

 

Se trata de la misma persona que afirmó que “no podemos hacer política con la educación”, y que finalizó su gobierno dejando un sistema educativo desfinanciado y fragmentado. Resulta sumamente irritante que los que formaron parte del peor gobierno de la democracia, se permitan dar consejos a la sociedad; los que destruyeron la educación opinan sobre la presencialidad, los que degradaron la salud pública nos indican qué hacer con la pandemia, los que destruyeron la economía hacen augurios apocalípticos e inexactos, mientras el núcleo más duro de la oligarquía agropecuaria reitera sus medidas de fuerza.

El cinismo se define como la “actitud de la persona que miente con descaro, y representa una actitud obscena y despreciable”. Es, ni más ni menos, lo que realiza Mauricio Macri y el coro de corruptos y habladores, que conforman una oposición verdaderamente irresponsable.

¡Por favor, basta de hablar! Sabemos que el lenguaje resiste todo, pero consideremos los hechos concretos. Hace muchos años Discepolín, defendiendo el gobierno popular del General Perón, decía “no te pido que creas, te pido que veas”. Comparemos lo que dice el ex presidente del mérito vacío con las medidas que efectivamente tomó cuando gobernó. Si gobernar es preferir, recordemos lo que prefirió una y otra vez respecto de la educación de nuestra patria y no volvamos atrás nunca más.

En resguardo de nuestros niños, niñas jóvenes y adultos, tengamos memoria.

Sumate y ampliá el arco informativo. Por 300 pesos por mes recibí info destacada de Redacción Rosario todos los días por mail en tus dispositivos y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Suscribite escribiendo al WhatsApp +54 9 341 6407379.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Educación

Dejá un comentario

Sugerencia

Dudas y certezas

La reunión del Consejo Federal de la Hidrovía ratificó su continuidad en manos privadas. A