Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

Por Malcon Perucca Montorfano

(malcon.ep@hotmail.com)

mientras el agua cala los huesos del corazón

y el segundero

hace rayitas con alfileres en el dolor,

volvamos donde dejamos la narración.

Daniel Salzano (Córdoba, Argentina, 1941-2014)

 

 

HECHOS

El 23 de enero de 1974, en el kilómetro 674 de la Ruta 9, cerca de Río Segundo, agentes del Comando Radioeléctrico de la ciudad de Córdoba masacraron a cinco cooperativistas de la Federación Argentina de Cooperativas Agrarias (FACA), que se trasladaban en un Ford Falcón color borravino. Las víctimas, que hoy seguimos recordando, fueron Víctor Cantoia (gerente de la Cooperativa Agrícola Ganadera de Armstrong Ltda.), Aldo Alberto Viotto, (jefe de Contaduría de la cooperativa), Ernesto Pascucci (jefe de la sección Almacén), Roberto Blanch (jefe de la sección Tienda) y mi abuelo, Odorico Montorfano (supervisor contable de F.A.C.A. Rosario). Menos este último, oriundo de Rosario, los demás eran de Armstrong (Santa Fe). La comitiva de cooperativistas, víctimas del terrorismo de Estado, se dirigía desde Armstrong a Colonia Caroya para tomar como modelo un supermercado que tenían ubicado en esa localidad, en miras a construir otro similar en la localidad de Armstrong.

 

CONTEXTO

En esos tiempos, se buscaba desestabilizar y derrocar al gobernador de la provincia de Córdoba, el Dr. Obregón Cano (quien había liderado el Cordobazo durante el ‘69) y a su vice, Atilio López. En este contexto, el 23 de enero de 1974 se montó un operativo por parte del Comando Radioeléctrico de la Policía cordobesa, al mando del comisario Cornejo, con la orden de asesinar a cinco agentes de la Policía Federal que pasarían por el kilómetro 674 de la Ruta 9. Los agentes del Comando, apostados a los costados de la ruta, aguardaban a los cinco hombres de la Federal, que pasarían en un Ford Falcon color rojo. Al ver aproximarse un vehículo de similares características, la policía cordobesa abre fuego. Hieren al conductor y el auto (en el que iban los cooperativistas y no los de la Federal) se va hacia la banquina.

Según testigos presenciales, del auto se escucharon gritos diciendo: “¡No tiren, no tiren!”, y los nombres de cada uno. Sin importarles esta situación y con saña, ejecutaron a los cinco cooperativistas con un tiro de gracia. Luego de advertir que no eran los agentes federales, procedieron a plantarles armas, simulando un “enfrentamiento”, modus operandi que sería intensificado a partir del 24 de marzo de 1976.

En ese momento, la policía provincial intentó justificar el fusilamiento rotulando falazmente a las cinco víctimas como “extremistas peligrosos”. Los documentos y demás pertenencias de las víctimas no se encontraron en el lugar del hecho, salvo algunos en las cercanías.

Con este antecedente, entre otros, como desestabilizador, el 27 de febrero del mismo año, el jefe de policía de la provincia de Córdoba, Antonio Navarro, depuso al gobierno provincial, en lo que se conoce como el “Navarrazo”.

 

MEMORIA

En este 23 de enero de 2021, evocamos la memoria de lo sucedido como parte de nuestra historia, sin perder de vista el contexto político en el que ocurren estos crímenes que lesionan a la humanidad. Vale decir que el juicio a los 19 policías imputados fue una farsa: la sentencia calificó a la matanza como «exceso policial en cumplimiento del deber» y no se hizo justicia.

En este marco, me permito unas breves reflexiones: lo que no se recuerda, lo que no se elabora, se repite. La maquinaría del olvido es incesante, sistemática, sin descanso y voraz. Así, lo que se impone es un ejercicio activo de las memorias, e insistir en narrar lo sucedido. Somos lo que narramos. Contar la historia es hacer memoria para construir identidades que contribuyan a proyectos otros, de sociedades más vitales, más democráticas y más justas. Parafraseando a la escritora cordobesa María Teresa Andruetto, todo el tiempo debemos decir nuestro relato, decirnos a nosotros mismos.

DOCUMENTAL

Km 674: Voltear a Obregón es el nombre del logrado documental dirigido por Jorge Fenoglio con la producción general y guión de Claudia Grzincich. El mismo, parte de la masacre de los cooperativistas para desentramar así el clima político y social que vivían los gobiernos provinciales que respondían a la denominada “tendencia revolucionaria”. Km 674… viene a ser una herramienta fundamental para Memoria Verdad Justicia.

KM674, voltear a Obregón from KM674 on Vimeo.

 

En esta construcción permanente y dinámica de la memoria presente, gritamos con fuerza, una y otra vez: ¡30 MIL COMPAÑERXS DETENIDXS DESAPARECIDXS, PRESENTES. AHORA Y SIEMPRE. NI OLVIDO NI PERDÓN. NUNCA MÁS!

 

Fuente: El Eslabón

 

Más notas relacionadas
Más por Malcon Perucca Montorfano
Más en Columnistas

Un comentario

  1. Avatar

    Miguel Trade

    24/01/2021 en 22:36

    Buenas noches. Hay datos muy importantes omitidos en la nota. El presidente de la nación era Juan Domingo Perón y uno de sus ministros más poderosos, López Rega. Perón fallecía meses después, y lo sucedía en la presidencia María Estela Martínez. La hipocresía que hay detrás de esas omisiones es aún mayor teniendo en cuenta lo que escribe el autor: «lo que no se recuerda, lo que no se elabora, se repite. La maquinaría del olvido es incesante, sistemática, sin descanso y voraz».
    Esto es falta de ética periodística. Cordiales saludos.

    Responder

Dejá un comentario

Sugerencia

Dudas y certezas

La reunión del Consejo Federal de la Hidrovía ratificó su continuidad en manos privadas. A