Ahorrá en tus compras con Billetera Santa Fe

 

Desde Amsafé ratificamos nuestra preocupación por la situación epidemiológica de toda la provincia, no solo por Rosario y San Lorenzo, los dos departamentos que estaban en alto riesgo y en alarma epidemiológica, sino de los más de 14 departamentos que están en una situación compleja, con aumento de casos”, alertó la secretaria general de Ctera y Amsafé, Sonia Alesso, al referirse al retorno a la presencialidad anunciada el sábado pasado por el gobernador Omar Perotti y el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta.

La vuelta a las clases presenciales en la educcaión obligatoria alcanza a los niveles inicial y primario, en tanto que el secundario seguirá en la modalidad a distancia hasta este viernes 21 de mayo. Esto tal como anunció Perotti el sábado por la mañana y ratificó después, ese mismo mediodía, el ministro Trotta. El nivel superior se continúa con la enseñanza a distancia y la educación especial sigue con la presencialidad tal como venía haciendo, acordando trabajo con las familias.

Alesso manifestó su preocupación por la decisión oficial, dado que aseguró que los contagios no han disminuído y afectan a la mayor parte de la provincia. También señaló que para resolver este regreso a la presencialidad se tomaron como referencia siete días, un tiempo insuficiente para el análisis. “En ningún lugar los casos bajan en siete dias”, dijo y recordó que el tiempo que se establece como parámetro para analizar cómo se manifiesta el virus “es de 14 días” y “por eso no es posible comparar hoy la baja del virus”.

También señaló que el Gobierno provincial ha tomado como referencia “para modificar la situación” de estos dos departamentos “el aumento de respiradores” que llegaron de Nación y “no la situación epidemiológica”.

Este lunes, Amsafé analizará los números relevados en toda la provincia en su propia organización sindical. Además pedirá “una reunión a las autoridades de Educación y Salud” para contraponer datos y números respecto de la evolución de los contagios en la provincia. Y reclamar el estricto cumplimiento de los protocolos. “También hemos solicitado una reunión nacional paritaria urgente porque están aumentando los casos (de contagios de coronovirus) en las distintas jurisdicciones”, precisó Alesso.

Desde el Sadop

El Sadop Rosario explicó -a través de un mensaje que difundió en las redes- el alcance de las medidas anunciadas por Perotti para los distintos niveles y modalidades educativas. “Sin perjuicio de ello, la situación epidemiológica se irá evaluando y las restricciones podrían modificarse”, aclararon . “Como siempre lo hemos hecho en los temas sanitarios -expresaron-, vamos a respetar lo dispuesto por las autoridades, aunque seguimos sosteniendo que, gracias al esfuerzo y compromiso de la docencia, las escuelas no son lugares de contagio. Lamentablemente no es así en otros ámbitos sociales que están fuera del alcance escolar”.

También consideraron la decisión oficial y el ámbito pedagógico: “Sabemos que con el mismo compromiso que asumimos la presencialidad, desde la docencia privada trabajaremos incansablemente para que la virtualidad en secundaria y superior sean una instancia de aprendizaje y a la vez un vínculo de acompañamiento hacia los alumnos y alumnas”.

Además de pedir “que las instancias pedagógicas y los horarios laborales sean los estipulados en el cronograma escolar y que fuera de esos horarios los y las docentes tengan derecho a la desconexión”.

En el mensaje recordaron que por fuera de los departamentos Rosario y San Lorenzo, “se continúa con el sistema de presencialidad por burbujas en todos los estamentos y en estas localidades continuaremos con el monitoreo permanente de avance de casos”.

Perotti, Trotta y Cantero

Perotti Trotta
El gobernador Omar Perotti, durante la video charla con el ministro Trotta sobre el retorno a las clases presenciales.

Este mismo sábado que pasó el gobernador Omar Perotti y la ministra Adriana Cantero mantuvieron una videoconferencia con el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, donde ratificaron la vuelta a las clases presenciales en estos departamentos.

Desde el Ministerio de Educación de la Nación destacaron que la decisión del gobernador de Santa Fe se da luego de que ambos departamentos “experimentaran una baja en los contagios y en la mejora de los indicadores sanitarios”. Y aseguraron que “la situación epidemiológica ya no es de alarma, sino que se enmarca en la categoría de riesgo alto, que permite el retorno administrado a las aulas, según la resolución Nº 394 del día martes 4 de mayo en el marco del Consejo Federal de Educación -CFE- acorde a lo dispuesto por el DNU vigente”.

En esa reunión del CFE del martes pasado, las jurisdicciones habían ratificado lo expresado en el último DNU presindencial donde se estableció que las localidades enmarcadas en zonas de alto riesgo y alarma epidemiológica limitarían sus clases a la distancia o a la virtualidad. Un acuerdo que firmaron todas las provincias, inluida Santa Fe, menos Mendoza y CABA que se negaron a ese consenso.

Sin embargo, con la entrega de 39 respiradores de Nación a la Provincia, ubicaron a Santa Fe -según argumentó Perotti- en una mejor capacidad de respuesta sanitaria, y por tanto cambiar de categorización de zona. Ya no ser de alto riesgo y alarma epidemiológica, sino alto riesgo a secas.

En esa charla virtual, la ministra de Educación de Santa Fe, Adriana Cantero, explicó que justamente esa “variación en la categorización de los departamentos Rosario y San Lorenzo” permitía volver a las clases presenciales en inicial y primaria. Y detalló: “Tenemos un dispositivo con pautas de restricción para riesgo alto: estamos funcionando en el nivel superior con la presencialidad online. No estamos trabajando con actividades extra programáticas. No trabajamos a contra turno y de alguna manera, estamos generalizando la bimodalidad en todas las ciudades. La presencialidad plena sólo está en las escuelas rurales, donde es posible sostenerla”.

Cambio de situación

«Hemos transitado una semana en que los departamentos San Lorenzo y Rosario tuvieron una categorización distinta al resto de la provincia de Santa Fe, la de alarma sanitaria, fruto del alto porcentaje de contagios y de ocupación de camas”, arrancó el gobernador Omar Perotti en la conferencia que dio este sábado pasado, junto a la ministra de Salud Sonia Martorano.

En esa presentación, explicó que había trabajado en la semana previa con el presidente Alberto Fernández y el Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, sobre la situación de los departamentos Rosario y San Lorenzo: “Trabajamos analizando el mecanismo que prevé el Decreto Nacional que establece una categorización para medir la epidemiología en todo el país. Entendíamos que Santa Fe debía tener una lectura diferente por las características de su sistema de salud, la concentración en pocas ciudades del nivel de camas ocupadas y la derivación de cada uno de los otros departamentos hacia esos centros”. También que “se debía cambiar la lectura sobre cómo se analizaba a la provincia de Santa Fe”.

De ese trabajo conjunto -dijo Perotti- resultaron el refuerzo de recursos “que ampliaron nuestra capacidad de respuesta, permitiéndonos esa ampliación en varios centros de salud que reciben a las personas con necesidades de camas críticas. También hubo un acuerdo con el sector privado para sumar más camas al sistema de salud”.

De esta manera, -destacó el gobernador- uno de los indicadores pudo mejorarse. El otro indicador, es el que nos sigue preocupando, porque sigue atenuando su curva, pero todavía en niveles altos. Es decir, tenemos que seguir haciendo esfuerzos, pero la posibilidad de mejorar uno de los indicadores, nos permite retomar algunas actividades en el departamento San Lorenzo y en el departamento Rosario”.

La ministra de Salud Martorano detalló que, a pesar de haberse modificado la situación sanitaria en los departamentos Rosario y San Lorenzo, hay 14 departamentos“en rojo”, es decir en una situación epidemiológica de “alto riesgo”: La Capital, Las Colonias, San Jerónimo, Castellanos, San Justo, San Martín, San Cristóbal, Belgrano, Constitución, Caseros, General López, Iriondo, Rosario y San Lorenzo.

“Quiere decir -continuó Martorano- que en estos departamentos tenemos números altos, una ocupación de camas en la que estamos trabajando fuertemente y, de la mano de ello, el plan de contingencia que se desarrolló durante la semana. Este plan tuvo que ver con la colaboración nacional que aportó respiradores y lo necesario para expandir al máximo nuestras camas”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Marcela Isaías
Más en Educación

Dejá un comentario

Sugerencia

“El sueño que nos moviliza desde hace años, está más cerca de concretarse”

El concejal Eduardo Toniolli celebró el anuncio de Nación sobre la vuelta de los trenes de