Al presentar un proyecto para conocer detalles de la situación de la cadena de electrodomésticos que cerró unos días sus locales en Rosario, el diputado provincial Caros Del Frade aseguró que la firma figura entre las que más venden en el país y aún así debe salarios.

Las y los más de 50 trabajadores de los cuatro locales que Garbarino tiene en la ciudad vivieron días de incertidumbre la semana pasada, cuando de forma inesperada y sin previo aviso, la compañía bajó sus persianas. El conflicto se destrabó momentáneamente en el Ministerio de Trabajo, pero el malestar y la desconfianza siguen pese a la reapertura.

Ante esta situación, el diputado del Frente Social y Popular presentó una iniciativa en la Cámara de Diputados santafesina que busca conocer detalles de la situación. Para ello, pidió información a la Casa Gris en relación a las personas que trabajan en la empresa en las sucursales de Rosario.

El legislador y periodista mencionó en su iniciativa que Garbarino está ubicado en el puesto 87 entre las mil empresas que más venden en la Argentina, de acuerdo a los datos del balance del año 2019, presentado en 2020. “Su facturación es de 32.646 millones de pesos anuales; es decir 89 millones de pesos diarios; 3,7 millones por hora y 62.111 pesos por minuto. En el año 2018 ocupó el puesto 78 entre las mil empresas que más facturan. Tiene 240 sucursales en todo el país”, se lee en el pedido de infromes.

Además, Del Frade agregó que la firma “ya viene manteniendo un conflicto con sus empleados a nivel nacional por cierre de sucursales, despidos, suspensiones, deudas salariales y aportes patronales”. A ese panorama no escaparon los 56 trabajadores de las sucursales rosarinas ubicadas en los shoppings Alto Rosario, Portal, Paseo Libertad y el local de Córdoba 1235, quienes “en lo que va de este mes sólo cobraron 4.700 pesos de sueldo, un ingreso que no se ajusta a los términos de un acuerdo previo con la patronal que establecía el pago de los haberes en cuatro cuotas”.

Por otra parte, “la cadena comercial mantiene una deuda de casi 10 mil pesos del salario del mes pasado, a la que se suman otras cifras históricas, incluso previas a la pandemia”, agregó como dato el diputado del FSP. Y siguió: “La peor parte les toca a los empleados suspendidos, que en abril sólo cobraron un 50 por ciento de su salario. Por eso queremos saber la situación de la empresa Garbarino en relación a sus trabajadores en Rosario”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

La goma de borrar

Un concejal de Cañada de Gómez justificó el accionar del terrorismo de Estado en La Noche