Se estima que unas 10 mil mujeres rosarinas serán beneficiarias del reconocimiento de los aportes por tareas de cuidado, anunciado por el presidente Alberto Fernández y la directora ejecutiva de Anses Fernanda Raverta. El dato lo confirmó Sol González de Cap, al frente de Anses en Rosario, quien sostuvo que  «la medida tiende a valorar el tiempo que las mujeres han dedicado a la tarea de cuidar de sus hijos e hijas y es una forma de realizar una moratoria previsional para que todas esas mujeres que tienen la edad pero no los años puedan efectivamente jubilarse».

El reconocimiento de aportes por tareas de cuidado computará un año de aportes por hija o hijo, dos años de aportes por hija/o adoptada/o. También reconocerá de forma adicional un año por hija/o con discapacidad y dos años en caso de que haya sido beneficiaria/o de la Asignación Universal por Hija/o por al menos 12 meses. Y tendrá en cuenta los plazos de licencia por maternidad y de excedencia de maternidad a las mujeres que hayan hecho uso de estos períodos al momento del nacimiento de sus hijos o hijas. A nivel nacional, la medida alcanza a más de 150 mil personas.

Las destinatarias son las mujeres con hijas y/o hijos en edad de jubilarse (60 años o más) que no cuenten con los años de aportes necesarios y no podrán acceder a esta medida aquellas que cuenten con una jubilación ya otorgada o en trámite. «La idea es que aquellas que cuentan con la edad pero estaban esperando cumplir los 65 puedan jubilarse en tiempo y forma», explicó la funcionaria local en diálogo con el programa Seamos Libres (FM Aire Libre).

Los turnos para acceder al beneficio van a estar disponibles a partir del primero de agosto. La recomendación es avanzar con el trámite creando una clave de seguridad social a través de la página de Anses y conseguir las partidas de nacimiento originales de sus hijos e hijas, los certificados de discapacidad o la sentencia de adopción en caso de que corresponda.

Reconocer la producción y la reproducción

Según señaló González de Cap, esta medida entra en la misma órbita que las asignaciones por embarazo o por hijo y es misma órbita también es la de una perspectiva de género presente a la hora de reconocer el trabajo que las mujeres realizan a lo largo de su vida. «También podemos decir que hay un antecedente, que son las leyes de moratoria previsional que después fueron conocidas como las jubilaciones de ama de casa, justamente porque el universo que accedió fue mayoritariamente de mujeres», explicó la encargada de Anses en Rosario.

Lo cierto es que, según detalló González de Cap, la moratoria para acceder a una jubilación contempla a varones y a mujeres. En el caso de los hombres, es menor la cantidad que se jubila a partir de una moratoria. En el caso de las mujeres, las estadísticas son diametralmente opuestas: sin una moratoria solamente un 20 por ciento podría jubilarse. «Más del 80 por ciento de las mujeres se jubilaron a partir de una moratoria. Eso tiene que ver con una realidad que existe en el mercado laboral, donde muchas de esas mujeres se dedicaron a tareas de cuidado del hogar, no solo de sus hijos, sino también de cuidados de reproducción y tareas domésticas que obviamente no están remuneradas pero que tienen un aporte importante a la economía», subrayó González de Cap. Y concluyó: «Esta nueva prestación lo que tiende a hacer es a reconocer como años de aporte esos años que han dedicado al cuidado de su familia, al cuidado de su hogar, de sus hijos. En ese sentido estamos muy contentos de poder reconocerlo y que el Estado empiece a tomar nota de la agenda de género que hemos visto tan presente durante estos últimos año»

Más notas relacionadas
Más por Laura Hintze
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

La goma de borrar

Un concejal de Cañada de Gómez justificó el accionar del terrorismo de Estado en La Noche