Dos suicidas con explosivos y hombres armados con fusiles atacaron este jueves a una multitud en la entrada del aeropuerto de Kabul, donde mataron al menos al menos a 60 personas e hirieron a otras 140 en los últimos días del enorme puente aéreo que ha atraído a miles de personas que quieren salir de Afganistán tras la toma del país por los talibanes.

Los ataques llegaron horas después de que varios países occidentales advirtieran sobre atentados inminentes en el aeropuerto internacional de la capital afgana por parte del grupo yihadista Estado Islámico (EI), que en Afganistán se ha nutrido de ex talibanes con una visión del islam aún más extremista que la oficial del movimiento afgano.

Funcionarios estadounidenses no identificados citados por varios medios del país dijeron que los ataques fueron obra de la filial afgana del EI, pero horas después de las explosiones aún no se tenía noticia de ninguna reivindicación formal por parte del grupo.

Los talibanes, que controlan las afueras del aeropuerto, condenaron los ataques y dijeron que “tuvieron lugar en una zona donde la seguridad está en manos de las fuerzas estadounidenses”. La milicia islamista talibán “condena enérgicamente los ataques contra civiles en el aeropuerto de Kabul”, dijo su vocero, Zabihullah Mujahid, a través de Twitter.

Por su parte, la Cancillería rusa dijo en un comunicado que se trató de un doble atentado suicida.

El vocero del Departamento de Defensa de Estados Unidos, John Kirby, dijo por Twitter que las explosiones también fueron “al menos” dos, una en uno de los acceso al aeropuerto y otra en un hotel cercano, y más tarde agregó que varios soldados estadounidenses murieron y varios más resultaron heridos.

La cadena de noticias afgana TOLO, citando a testigos, dijo que el estallido en el acceso al aeropuerto se dio entre la multitud, lo que parece corroborar que ese fue un ataque suicida.

Los ataques son los primeros de su tipo contra civiles afganos y ciudadanos extranjeros desde que los talibanes reconquistaron el poder en Afganistán al tomar Kabul el 15 de agosto pasado, coronando una vasta ofensiva lanzada en mayo en coincidencia con el inicio de la retirada militar de Estados Unidos, derrotado tras 20 años de guerra.

En la última semana, el aeropuerto de Kabul fue escenario de algunas de las imágenes más dramáticas del fin de la guerra más larga de Estados Unidos.

Un vuelo tras otro ha salido de allí para sacar a quienes temen represalias por haber colaborado o trabajado para las fuerzas extranjeras o que los talibanes vuelvan a imponer el brutal régimen que caracterizó a su anterior Gobierno hasta que fue derrocado por una invasión internacional liderada por Estados Unidos, en 2001.

Los talibanes han insistido en que todas las tropas extranjeras deben salir de Afganistán para el 31 de agosto, la fecha fijada por Estados Unidos para completar su retirada, y que las evacuaciones deben cesar también ese día.

En Washington, el presidente estadounidense, Joe Biden, pasó la mayor parte de la mañana en la Sala de Situación de la Casa Blanca, donde fue informado de las explosiones en Kabul y conversó con su equipo de seguridad nacional y con comandantes militares que están en la capital de Afganistán, informó la Casa Blanca.

Pese al ataque, el secretario general de la OTAN dijo que seguían las evacuaciones. Lo mismo anunció el primer ministro británico, Boris Johnson, sobre las evacuaciones del Reino Unido. La Casa Blanca informó que 101.300 personas fueron evacuadas ya de Afganistán desde fines de julio, 95.700 de ellas desde la toma del poder por los talibanes y 5.000 por parte de Estados Unidos en las últimas 24 horas.

Algunos países, de todo modos, ya habían terminaron con sus evacuaciones y empezado a retirar a sus soldados y diplomáticos antes de los atentados, y Alemania hizo lo propio este jueves, anunció su ministra de Defensa, Annegret Kramp-Karrenbauer.

Fuente: Télam

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
  • La receta de siempre

    Siguiendo con los acuerdos alcanzados por su predecesor Moreno, el presidente Lasso preten
  • Masacre sin fin

    Los integrantes de movimientos sociales, organismos de derechos humanos, pueblos originari
  • Amenazas y aprietes en Brasil

    Bolsonaro repitió que solo Dios lo sacará de la presidencia, y que no respetará las decisi
Más en Mundo

Dejá un comentario

Sugerencia

Recomiendan el regreso a la presencialidad plena en las 24 jurisdicciones del país

Durante la 111° Asamblea del Consejo Federal de Educación, el ministro Jaime Perczyk aseg