La protesta convocada el pasado fin semana a la Plaza de Mayo por ruralistas, y conocida como “tractorazo” –y al que también se sumaron dirigentes de Juntos por el Cambio con consignas políticas como “en defensa de la república y la justicia independiente”–, continúa siendo eje de debate.

Así lo propuso este martes el programa Poné la pava –de Radio Rebelde Rosario 99.3–, donde se escucharon las voces de María Soledad Aramendi, presidenta de la Sociedad Rural de Rosario, para quien la movida fue “por la ciudadanía”; y la de Pedro Peretti, referente del Movimiento Arraigo y ex titular de la Federación Agraria Argentina, quien aseguró que fue un acto de campaña opositor, ya que el campo “está viviendo los mejores momentos de los últimos 30 años”.

¿El campo somos todos?

Para la titular de la entidad ruralista local, el tractorazo realizado frente a la Casa Rosada “era por la ciudadanía, para defender sus derechos constitucionales”, y no sólo por los intereses del “campo”, pese a que los mayores (y casi únicos) reclamos eran contra las retenciones (que no fueron modificadas por el gobierno) y contra los impuestos que paga el sector.

En ese sentido, la titular de la Sociedad Rural local enumeró un diverso y algo confuso prisma sobre las consignas que se enarbolaron el pasado sábado en la Plaza de Mayo. Entre ellas, destacó “promover el trabajo digno, el desarrollo económico a través del libre comercio, el desarrollo industrial, promover la salud y la educación libre de políticas que tergiversan la verdad, de políticas ideológicas, de defender la propiedad privada, poner en alto la necesidad de la seguridad y la justicia independiente”.

María Soledad Aramendi, titular de la Sociedad Rural de Rosario.

A ese espinel de reclamos, Aramendia le sumó que “necesitamos ya mismo la baja de los impuestos que tenemos todos los argentinos en cualquier producto que consumamos”, y agregó que “no fue una convocatoria sólo del campo y para el campo, fue para la ciudadanía en sí. Hay cuestiones impositivas que son propias del campo, pero hay otras por las que se reclaman que son absolutamente transversales a toda la sociedad”.

También sostuvo que “el campo entrega al gobierno entre un 60 y un 70 por ciento de lo que produce. Y eso no corresponde para cualquier actividad, hagas lo que hagas. Pero más allá de eso, el problema no pasa por el campo. Yo, vos, y todos nosotros, tenemos una pata encima que son los impuestos. Y a su vez, a esos impuestos no los vemos en obras de infraestructura, en salud y educación”.

Sin embargo, distinta fue la actitud del sector y la empatía con “la ciudadanía” cuando el gobierno de Mauricio Macri lanzó una batería de tarifazos, que superaron el mil por ciento en servicios básicos. “Pero no teníamos antes el desdoblamiento cambiario que tenemos ahora”, se excusó. “Y eso te quita tanto o más que las retenciones. Pero acá no pasa por un gobierno u otro, porque este reclamo se lo haríamos a otro gobierno, de otro color político”, dijo, aunque no ocurrió.

Un tractor amarillo

La otra cara de la moneda sobre los piquetes frente a la Casa Rosada la mostró Pedro Peretti, del Movimiento Arraigo y ex titular de la Federación Agraria Argentina: “La protesta del sábado fue eminentemente política de un sector de ultraderecha que tiene una larga historia trágica en la Argentina, porque son los sectores que le dieron la base al golpe cívico militar en 1976”.

“Es un sector –continúa el también periodista– que se autopercibe como supremacista agrario, blanco, es racista, xenófobo y muy violento como se ha demostrado con las cosas que colgaron y con las declaraciones que hemos visto de algunos de sus personeros”.

Pedro Peretti del Movimiento Arraigo.

En ese sentido, el oriundo de Máximo Paz agregó que “fue una movida política de los sectores de ultraderecha para posicionarse en la interna de Cambiemos y es el primer acto de campaña de ese sector con vistas a las elecciones del 2023. Porque no hay ningún motivo, ni gremial ni económico, para organizar una protesta en este momento del sector agropecuario, porque está viviendo los mejores momentos de los últimos 30 años, eso es inobjetable. Hay récord de venta de tractores, de cosechadoras, de demanda para alquilar campos, de exportaciones y de liquidación de divisas”.

Por último, Peretti sostuvo que el grupo que convocó al tractorazo en Plaza de Mayo “está articulado con la Justicia y los medios de comunicación hegemónicos, y conforman una trifecta golpista. Eso se manifiesta en la política de precios, porque la inflación es generada por los monopolios que tributan o son apoyados por esta trifecta destituyente. Y ellos hablan de intervencionismo del Estado pero en realidad lo que quieren es que nadie los controle”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

Una semilla con Memoria, Verdad y Justicia

En La Toma, Claudia Flores coordina talleres para travestis y trans. Buscan formar microem