Vélez Sarsfield se transformó en el primer club del fútbol argentino en incluir la categoría “no binario” en el padrón de socios, socias y ahora socies. Al toque lo imitó Racing y se espera que sea un puntapié inicial y que se sumen varias entidades.

Naimid Cirelli quería seguir los pasos de su bisabuela Florencia y de su abuela Aida. Por eso, a fines del año pasado ingresó en la página oficial de Vélez Sarsfield para asociarse a la entidad que ama. Pero en el formulario se topó con un inconveniente: en el casillero sexo, las opciones eran masculino o femenino. “Es algo que sabíamos que en algún momento iba a llegar, y fue así que Naimid se comunicó con el Departamento. Inmediatamente me puse en contacto y empezamos a trabajar este abordaje dentro de la institución”, cuenta Paula Ojeda, abogada y referente del área de Género de la entidad de Liniers. Tras ese caso, a los históricos másculino o femenino se le agregó el “no binario”, lo que transformó al Fortín en el primer club del fútbol argentino en tener un “socie”.

“Hace poquito vi que Vélez había entregado su primer carnet a una persona no binaria, y dije «voy a preguntar, voy a contactarme con Racing», cuenta Cape. El sector feminista de la Academia definió la cuestión en días: “Me hicieron rápido el puente con Atención al Socio. Todo fue muy respetuoso”. El club de Avellaneda también se enorgullece de tener en su numeroso padrón una identidad no binaria. “Siempre la difusión de estos temas ayuda a que otras instituciones puedan avanzar en estos temas”, certifica Ojeda.

Por arriba de la barrera

Paula es una reconocida abogada que mezcla su profesión con la militancia en género en los clubes. Vélez, porque es hincha desde pibita, es donde centra su laburo ad honorem, pero aclara que su teléfono está a disposición de cualquier camiseta que requiera de sus servicios. Afirma que el llamado de alguien como Naimid Cirelli, más temprano que tarde, iba a llegar. “Si bien la decisión política la veníamos trabajando, lo que nos costó un par de meses fue modificar el sistema, porque cuando Naimid quiso asociarse encontraba dentro del género las opciones masculino o femenino. Para agregar el no binario hubo que hacer una modificación en el sistema de registros y también en el de realización de carnet”, relata la directora del Área contra la Violencia de Género velezana, y apunta: “Él repite siempre que cuando quiso asociarse encontró esa barrera, en seguida advirtió que estaba el departamento de género y que estábamos trabajando esta temática, y no dudó en comunicarse”. El requerimiento que llegó a las oficinas de Liniers dio sus frutos en menos de medio año, con la obtención de la nueva credencial.

“Lo que tenemos que recordar siempre es que en la Argentina, los clubes son asociaciones civiles sin fines de lucro, están inmersos en lo que es responsabilidad social”, aclara la letrada, para ahuyentar definitivamente el fantasma de las Sociedades Anónimas Deportivas, a las que nada que no deje dinero les interesa. “Tenemos un país muy avanzado en leyes de identidad de género, en todas las cuestiones de género. Como instituciones deportivas no podemos estar alejadas de esa mirada nacional”, añade.

Academia de género

Cape es socia de Racing desde nacimiento. Así lo decidió su viejo, quien luego no pudo sostener el abono mensual por problemas económicos. “Cuando tenía 15 y pude, quise volver a ser socia”, dice ahora, con 31 años. En diciembre pasado obtuvo su DNI no binario, derecho que trasladó ahora a su carnet celeste y blanco.

“Creemos que esto puede ser un puntapié inicial para que lo tomen otras instituciones”, resalta Ojeda, y usa de ejemplo el caso de la socia racinguista, quien reconoció en el video oficial del club de Avellaneda que su impulso a modificar el carnet se dio tras el caso de Vélez. “Siempre la difusión de estos temas ayuda a que otras instituciones puedan avanzar en este sentido”, agrega.

Cape cuenta que “intenté hacer esto en otros lados, y siempre fui yo la que me fui acomodando a instituciones que no me querían cambiar o que no tenían la posibilidad. Entonces, que Racing no me ponga en ese lugar y sea el que se adapte y que haya sido tan simple y tan humano, es súper emocionante y estoy muy feliz”. Y no es para menos: “Desde muy chiquita vine a la cancha, y no sólo eso, sino que también pasaba mucho tiempo en el club. Hacíamos asados, festejé cumpleaños, mucho tiempo en la pileta. Racing es mi familia”.

Un Fortín feminista

“Soy abogada especialista en violencia de género. Trabajo de eso. Mi labor es buscar la protección de la mujer. Y además soy hincha fanática de Vélez, así que pensé en trabajar estos temas dentro de la institución. Llevé el proyecto y salió adelante”, se presenta Paula Ojeda, a quien la institución de sus amores nombró directora del Área contra la Violencia de Género en 2018.

Asegura que su propuesta “tuvo un efecto cadena en un montón de otros clubes, a los que ayudo y colaboro en lo que sea, porque tengo gestión y conocimientos en la materia a nivel jurídico”. Su padre, hincha de River, no logró vestirla de Millonaria. El barrio pudo más. “De adolescente, con amigos y amigas, empecé a ir a la cancha”, dice.

Y más allá de lo que se ve desde afuera, afirma que el club es más de lo que se ve en el José Amalfitani. “Tenemos 45 mil socios y socias, una institución educacional de primaria, secundaria y terciaria, con lo cual, por día circulan unas 5 mil personas aproximadamente. Tenemos más de 30 disciplinas deportivas y otras 20 culturales”, enumera. “Es un mundo –continúa– donde pasan un montón de situaciones. Tenemos que trabajar desde activación de protocolos, capacitaciones, talleres. Es mucho el trabajo que hay. Y es todo laburo ad honorem. Somos varias para cubrirnos en todas las dificultades que encontramos”.

Por último, como referente en la materia, no le esquiva al tema Sebastián Villa, delantero de Boca que fue nuevamente denunciado, esta vez por violación e intento de homicidio. “Creo que las instituciones deportivas tienen una responsabilidad sobre el tema. Más cuando uno de los jugadores tuvo un antecedente de violencia, dentro y fuera de la cancha”. Ojeda recomienda “trabajar en eso, no sólo llegar a la sanción sino también advertir. Nosotros promovemos mucho las capacitaciones en inferiores, en la reserva, en todos los planteles”. Finalmente, opina que al jugador colombiano, que está a punto de jugar una final con el Xeneize, “hay que separarlo para dar una imagen de decisión política respecto a esto, sino el departamente de género y el protocolo no tienen mucho sentido”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Santiago Garat y Facundo Paredes
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

Newell’s no hizo pie en el Monumental y fue goleado por River

La Lepra cayó 4 a 1 con el Millonario en condición de visitante. Solari, en dos oportunid