Organizaciones ambientalistas alertaron sobre la realización de fiestas masivas, sin la habilitación correspondiente, en el parador Garden Island. Las ganancias superan a las multas. Y para este sábado, se publicita otro evento.

“Sin habilitación y sin vergüenza, la fiesta sigue sobre un humedal que agoniza”, remarcaron en un comunicado conjunto la Multisectorial Humedales, Guardianes de Victoria, el Taller Ecologista y Salvemos los humedales (Villa Constitución), en referencia a la fiesta que se realizó este domingo 9, en el parador Garden Island, que funciona dentro del área natural protegida Islas de Victoria.

Las entidades apuntaron como responsable a Federico Fernández Garrone, titular del parador, y recordaron que sobre esa área “está vigente una medida cautelar que prohíbe actividades humanas capaces de alterar el ambiente, razón por la cual el día jueves 6 de octubre el municipio de Victoria decide revocar la habilitación del evento en cuestión”.

“Garden Island, sin embargo, en ningún momento da aviso de cancelación. Por el contrario, el evento siguió publicitándose en redes sociales al igual que la venta de entradas”, continúa el escrito. “La consecuencia fue un cúmulo de cientos de personas en un parador amenizado con escenario, parlantes, reflectores, sectores desprovistos de vegetación que funcionan como pistas de baile, expendio de bebidas y música a un nivel tal que podía ser escuchada en otras islas incluso”.

Ante esta situación, la Delegación de Islas de Victoria constata el hecho y se libra un acta de infracción. Pero “lejos de un cambio de actitud –agregaron, sorprendidos, las y los ambientalistas–, para este sábado 15 se publicita un nuevo evento, de la mano de frases como «¿Querían perreo?» o «Bienvenidos a bordo de la fiesta más picante del verano». Con entradas que van de los 1500 (agotadas) a los 2500 pesos”.

“En cuanto a las consecuencias del domingo pasado, posiblemente la sanción sea una multa cercana a los 200 mil pesos. Un vuelto dadas las ganancias estimadas. Una clausura sería a nuestro entender mucho más pertinente. Según el intendente de Victoria podría caber una clausura de haber reiteración”, indicaron.

Por otra parte, agregaron que “otro parador, de nombre Varsovia, el pasado fin de semana organizó un evento similar, sin siquiera molestarse en pedir una habilitación. Se hizo también la constatación del hecho. Y se dice que Varsovia y Garden Island son sólo dos ejemplos de un número cercano a la decena”.

“Un parador no es una disco ni un salón de eventos. La infraestructura y la propuesta del parador debe ser acorde a los objetivos de protección de los ecosistemas de humedal”, subrayaron las organizaciones ambientalistas en el documento, y concluyeron: “Que la billetera no nos tape el bosque”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 700 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Región

Dejá un comentario

Sugerencia

Mundo virtual, peligros reales

Los ejecutivos de las plataformas Meta, Facebook, Instagram, X, TikTok, Snap y Discord fue