La Cámara de Casación cerró la causa en la que se investigó sobre los presuntos “bolsos de dinero” denunciados por la supuesta secretaria de Néstor Kirchner, Miriam Quiroga, convertida en testigo clave de la “ruta del dinero k” por el periodista Jorge Lanata y el grupo Clarín. El tribunal de alzada dejó firme la decisión del juez federal Luis Rodríguez que estableció que “los hechos no existieron”.

La Cámara de Casación cerró la causa en la que se investigó la existencia de presuntos “bolsos de dinero” denunciados por la supuesta secretaria de Néstor Kirchner, Miriam Quiroga, convertida en testigo clave de la “ruta del dinero k” por el periodista Jorge Lanata y el grupo Clarín. El tribunal de alzada dejó firme la decisión del juez federal Luis Rodríguez que estableció que “los hechos no existieron”.

La Cámara de Casación cerró una causa en la que se investigaron declaraciones de la supuesta secretaria de Néstor Kirchner, Miriam Quiroga, y dejó firme la decisión del juez federal Luis Rodríguez que estableció que “los hechos no existieron”.

Según el fallo que ahora quedó firme, Quiroga nunca fue secretaria de Kirchner, su oficina no estaba enfrente sino a 70 metros de la del ex mandatario y el hecho no existió.

Al declarar en la causa, Quiroga dijo que una vez vio un bolso, pero que no supo si tenía dinero, al tiempo que fue desmentida por un policía federal, que fue pareja de Quiroga en la época de los hechos.

El unfiformado, ex custodio presidencial y policía federal contó que la mujer se ofreció para realizar una entrevista con un canal de televisión para promocionar un libro que se tituló, Mis años con Néstor, lo que vi.

Según destacó el diario Perfil, el juez Rodríguez se basó en las declaraciones de los cuatro testigos que la propia Quiroga presentó, quienes “dijeron que la mujer nunca fue secretaria del ex presidente, sino Directora de Documentación, cargo en el cual se ocupaba de recibir y clasificar las cartas que le daban a Kirchner antes o después de los actos en los que participaba”.

El juez Rodríguez también desestimó la versión de Quiroga de que su oficina estaba enfrente del despacho presidencial, por lo que podría haber visto supuestos bolsos con dinero. En 2014 el propio juez, fiscales y otros funcionarios de justicia realizaron una inspección ocular a la Casa Rosada para confirmar la mentira de Quiroga. “Fue entonces cuando determinó que el despacho de la mujer quedaba lejos del de Kirchner y que era falso que estuviera enfrente. Para recorrer los metros entre uno y otro lugar había que pasar varias puertas e incluso el Salón Verde”, informó el diario Perfil.

Quiroga había dicho en programas como el de Jorge Lanata que vio a “tipos llevando los bolsos llenos de billetes”, pero luego, cuando declaró ante el juez, la mujer aseguró que sólo una vez vio un bolso y que no sabía si contenía dinero. En otra declaración, dijo que el bolso tenía lingotes aunque entró en contradicciones.

“A esto se agregó el testimonio del policía federal Néstor Senyszyn, custodio presidencial y pareja de Quiroga durante tres años. El uniformado contó que la mujer se ofreció para realizar una entrevista con un canal de televisión para promocionar un libro que se tituló, Mis años con Néstor, lo que vi”, se indicó en el artículo de Perfil.

Según el mismo diario, Senyszyn contó que antes de ir a la entrevista, en una hamburguesería, Quiroga le dijo que hacía la nota para promocionar su libro, que era su único ingreso. También declaró que en toda la época de la relación, ella no le habló ni de bolsos ni de dinero. Senyszyn fue custodio presidencial y sostuvo que nunca vio que se trasladaran bolsos, salvo con cartas. “Miles de cartas que le daban. Jamás dinero”, sostuvo.

En el fallo del juez, confirmado por la Cámara Federal y ahora por la Casación, se dice textualmente que “se dicta el sobreseimiento porque el hecho no existió”.

Fuente: Perfil/NA

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

De Ponti: “El paro responde al fracaso de este modelo económico”

La legisladora santafesina advirtió que el gobierno nacional insiste en su error. “Por est