El Movimiento Evita y otras organizaciones sociales escracharon este martes al ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, por declarar su mansión como un terreno baldío. Montaron una olla popular frente al predio.

Cuando se hizo público que el ministro habita en una mansión de tres pisos pero esa propiedad figura como baldío en la administración de la Ciudad de Buenos Aires, las organizaciones sociales decidieron realizar el escrache y la colocación de una olla popular frente a la casona.

El desusado operativo policial que se montó para custodiar el frente de la mansión impidió que el Movimiento Evita instale los caballetes con las ollas justo a las puertas del domicilio, pero sí lograron montar el dispositivo en una calle adyacente al terreno que figura como baldío.

Unos sesenta agentes de la Policía de la Ciudad protegieron la casa del ministro a través de un cordón que evitó que los militantes se manifestaran directamente en el frente de la ampulosa casona del Bajo Belgrano, donde Dujovne vive con su familia. Según la agencia Noticias Argentinas, el escrache se realizó en calle Mendoza al 1100 y los referentes del Movimiento Evita señalaron que su objetivo fue “expresar repudio ante la evasión por no declarar la casa”, actitud que “se suma al dinero” que Dujovne “mantiene en cuentas fuera (de la Argentina) mientras aplica políticas de ajuste y sigue endeudando al país”.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en País

Dejá un comentario

Sugerencia

¡UIA! Los grandes industriales advierten sobre “la crisis”

Miguel Acevedo, el titular de la Unión Industrial Argentina (UIA), advirtió este jueves qu