El reclamo de mujeres en la central obrera en Buenos Aires tuvo su réplica en la sede local, donde también se exigió una postura favorable a la legalización del aborto. “Aborto legal en la obra social”, pidieron.

Mujeres representantes de distintos sindicatos realizaron este martes un pañuelazo a favor del aborto en la puerta de la histórica sede de la CGT, en la calle Azopardo, para reclamar que la central obrera se exprese respecto a la iniciativa y asegure que, en caso de que se legalice esa práctica, las obras sociales sindicales se hagan cargo de los procedimientos.

El reclamo también tuvo su repercusión en Rosario, con una movilización más bien simbólica, ya que las puertas de la sede rosarina de la CGT –ubicada en Córdoba, entre Moreno y Balcarce– están cerradas, sin actividad.

Embanderadas con sus pañuelos verdes y bajo el lema “Aborto legal en la obra social”, las militantes de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito, solicitaron a los sindicalistas tomar una postura favorable al proyecto buscará ser ley tras el debate en el Senado nacional.

La movilización se dio luego de los trascendidos respecto de una posible preocupación de los referentes gremiales acerca de los costos que tendrían los eventuales abortos para las obras sociales sindicales. Es que si se aprueba la ley –que ya cuenta con media sanción de Diputados– la interrupción voluntaria del embarazo pasará a formar parte, de manera gratuita, del Programa Médico Obligatorio (PMO) que alcanza a esas entidades.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

“Pullaro legitima el uso excesivo de la fuerza”

Organizaciones de derechos humanos repudiaron los dichos del ministro de Seguridad provinc