Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

El presidente Alberto Fernández aseguró este viernes que la Argentina está dando “un paso adelante” al incorporar a las mujeres al Gobierno nacional, al tiempo que convocó a terminar con la desigualdad “para que «la sociedad cambie definitivamente”, al presentar el Plan Nacional contra las Violencias por motivos de Género 2020-2022. Los detalles de la iniciativa.

“Estamos dando un paso de los muchos que hay que dar para que la sociedad cambie definitivamente”, dijo por videoconferencia desde la residencia de Olivos el mandatario al presentar el Plan junto a Elizabeth Gómez Alcorta, titular del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, creado por Fernández al asumir su mandato en diciembre pasado.

El mandatario agregó que se trata de un “ambicioso” plan, y dijo: “Debemos ser ambiciosos si no queremos ver más cómo las mujeres sufren y mueren a manos de los violentos. No podemos mirar impávidos que las mujeres tengan peores condiciones de trabajo que los hombres”. 

El Presidente, que estaba acompañado en Olivos por la secretaria de Legal y Técnica, Vilma Ibarra, y por la asesora presidencial Dora Barrancos, señaló también que era “el primer alumno que tiene que aprender todo lo necesario para que la sociedad sea mejor”. Y en tono de broma, relató que antes del anuncio le dijo a Ibarra: “Me tocó el default, me tocó la pandemia y me tocó el fin del patriarcado, qué más me va a tocar”.

Al respecto, hizo un paréntesis en su exposición respecto al Plan y dijo que de la “pandemia vamos a salir más unidos y más convencidos de que la unidad es el camino, del default vamos a salir más fortalecidos sabiendo que el futuro está en nuestras manos y no en las manos de los que no tienen plata y del patriarcado vamos a salir y vamos a ser más iguales”.

En el inicio de su discurso, el Presidente recordó que en la víspera se cumplió el octavo aniversario de la ley de Identidad de Género, de la que Vilma Ibarra fue autora, y que fue promulgada por la entonces presidenta Cristina Fernández, hoy su vicepresidenta.

Alberto recordó que esa ley marcó “el comienzo de un tiempo de más igualdad, en un país y en una sociedad donde la igualdad a veces no era la regla”, y que al asumir su Gobierno se propuso que “la desigualdad termine para siempre” a través de un cambio que si bien se impulsa también desde el Gobierno y desde el Estado “lo tiene que llevar adelante la sociedad entera porque obliga a reeducar a la sociedad”.

En esa línea, habló de la igualdad de oportunidades para todos y todas, y dijo que con ese objetivo se “incorporaron mujeres” en lugares claves. Incluso citó un informe del Conicet, dado a conocer recientemente, que determinó que el argentino es el Gobierno que “más mujeres tiene en funciones de alta jerarquía, con casi el 38 por ciento”.

Asumió que ese porcentaje debería crecer, pero también consideró que “es mejor de lo que estaba y es un paso adelante, y es el camino que hay que seguir transitando para incorporar a todos, a todas y a todes a un Gobierno que no es de los hombres, es de todos, de todas y de todes”.

El Presidente confesó que incorporar este lenguaje inclusivo es “también” para él “muy difícil”, y “es un esfuerzo que tenemos que hacer los varones antes que nadie”. Además consideró que hay que tomar conciencia que “cuando uno dice todes no está haciendo el ridículo como algunos creen, le está hablando a algunos a los que nunca le hablaron”.

Fernández mencionó asimismo que “días atrás” tuvo una reunión con dirigentes de la Unión Industrial en la residencia de Olivos, y dijo que en la foto quedó reflejado que eran todos hombres en la mesa. “Era una enorme mesa toda de hombres y muchas (mujeres) se enojaron y tenían razón, por eso salí corriendo a decir «ojo con la foto que suben» pero la foto ya estaba subida”, admitió el jefe de Estado, y dijo que se “arrepintió mucho” de esa reunión porque “esa foto no mostraba lo que nosotros queremos”.

“Esa foto mostraba a un grupo de hombres hablando del futuro nuestro y el futuro nuestro no es de los hombres, es de todos, de todas y de todes», insistió la máxima autoridad del país, y admitió que por eso se comprometió a asumir esa cultura como una “conducta y un aprendizaje” y “ser el primero que se pone en la cola de los que tienen que aprender”.

“No podemos estar discutiendo estas cosas en el siglo 21, porque nos vuelven al pasado más vetusto y no es razonable, y que si nos tocó a nosotros ser los abanderados del cambio hagámoslo convencidos, con orgullo y entendiendo que hay otra cultura que imponer en la sociedad”, añadió, y en paralelo, concluyó: “Son millones de argentinos que se han sentido, y no sé si se sienten, olvidados, marginados y ellos también son parte de la sociedad”.

Un Plan para todes

Acceso a la vivienda, empleo, formación laboral y apoyos económicos a personas en situación de violencia de género, son algunas de las medidas contempladas en el Plan Nacional de Acción contra las Violencias por Motivos de Géneros presentado este viernes por el Gobierno Nacional.

“Más que un plan, es un cambio de paradigma”, afirmó la ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, en el prólogo del plan, detallado en un documento de 200 páginas y presentado públicamente este viernes al mediodía en el acto encabezado por el presidente Alberto Fernández.

Ese cambio implica el paso de “un abordaje individual a uno integral e interseccional”, lo que involucra el impulso de políticas públicas para que las mujeres y personas LGBTIQ+ “puedan desarrollar un proyecto de vida autónomo”, según explicó la funcionaria.

El Plan contiene 27 medidas y 144 acciones e involucra a 46 organismos nacionales en más de 100 compromisos de responsabilidad para concretar las acciones enunciadas. Está pensado para ejecutarse entre este año y 2022, el presupuesto previsto es de 18.000 millones de pesos.

“Acceso a la vivienda, formación laboral y al empleo forman parte de esta definición de políticas de protección integral”, resaltó Gómez Alcorta, y agregó: “Abandonamos un abordaje centrado sólo en la atención de las emergencias a otro que tiene por horizonte la modificación de las condiciones estructurales” que afectan a las personas que atraviesan situaciones violentas por razones de género.

Además, la ministra resaltó que la política que guiará el trabajo “no será crear más hogares y refugios sino impulsar acciones para poder garantizar el acceso a la vivienda, a casas de medio camino, que les permitan desarrollar a estas personas un proyecto de vida autónomo y libre de violencias”.

Con este nuevo paradigma, el Plan incorpora el programa Acompañar, que consistirá en un apoyo económico a las personas que se encuentran en situación de riesgo de violencia de género igual a un salario mínimo vital y móvil durante seis meses. También un programa de apoyo económico urgente, asistencia psicológica, social y jurídica para las familias y allegados a víctimas de femicidios, travesticidios y transfemicidios.

Asimismo, se seguirá incorporando a mujeres y personas LGBTIQ+ en el programa Potenciar Trabajo, y en líneas de microcréditos para proyectos socio productivos y laborales. En ese sentido, tendrán prioridad de financiamiento los proyectos del Plan Argentina Hace que promuevan la protección de estas personas.

Además, el plan elaborado por el Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad prevé la construcción de un mapa georreferencial de instituciones que atienden la temática y una mejora en los niveles de accesibilidad tecnológica y social, con la incorporación de intérpretes para personas no hispanohablantes.

Sobre el acceso a la Justicia, el programa incorpora “la creación y diversificación” de las bocas de recepción de denuncias de casos de violencia de género, las que no sólo se harán en oficinas judiciales o policiales, sino también “en otras agencias del Estado, como por ejemplo centros de salud y áreas locales de género”.

Para estos dispositivos se incorporará un registro de intérpretes no hispanohablantes y de lenguas originarias y también soportes comunicacionales para personas con discapacidad que lo necesiten, según se informó oficialmente.

El plan del Ministerio contiene varias acciones relacionadas con trabajar las masculinidades: “Hay medidas concentradas en agresores para que las acciones de protección no recaigan en las personas en situación de violencia”, resaltó Gómez Alcorta.

De acuerdo con lo detallado, este ambicioso programa fue elaborado “en base a una construcción federal a través de foros participativos, presenciales y virtuales, un formulario online y la recepción de propuestas por mail”, que involucró la participación de unas 3.400 personas.

En 200 páginas, se detallan acciones que consideran los distintos tipos de violencias de género y las diversas realidades de las poblaciones afectadas, con propuestas para medios de comunicación, organizaciones, escuelas, los ámbitos de salud, deportivos y culturales.

Sumate y ampliá el arco informativo. Por 300 pesos por mes recibí info destacada de Redacción Rosario todos los días por mail en tus dispositivos y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón. O comunicate al WhatsApp +54 9 341 6407379.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Mujeres

Dejá un comentario

Sugerencia

Proponen fondo de fomento para medios comunitarios, cooperativos y populares

Representantes de diversos medios populares de la provincia junto al diputado Carlos Del F