Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

“Uno de los indicadores básicos para medir el grado de inclusión financiera de un país, es el porcentaje de adultos que poseen al menos un tipo de cuenta de depósito”, enunció la concejala María Fernanda Gigliani (Iniciativa Popular), al reiterar en mayo un proyecto de ordenanza que presentó cinco años atrás, pidiendo la inclusión digital y formación económica financiera de sectores populares y adultos mayores, algo que se volvió imprescindible para enfrentar la pandemia. Pero no fue lo único. Además, tuvo propuestas en lo edilicio, como definir el ancho de los balcones, donde al menos quepa una silla, en medio de la cuarentena. ¿Cómo registra la agenda del Concejo a la Covid-19?

La pandemia que asola al planeta, es un episodio que narrará la historia. Cualquiera sea el formato a futuro, registrará víctimas, pérdidas económicas, estrategias sanitarias y políticas de Estado ad hoc, vida cotidiana, contexto urbano y yerros de acción o negligencia, como el no tener conciencia, justamente, de que estamos siendo contemporáneos de un hecho histórico. Quizás algún investigador sagaz, hasta registre que no fueron pocos quienes pedían apurar el trago amargo, asumiendo que muriera quien debía morir. El mismo historiador, u otro igual de atento, también apuntará que para la misma época, las sondas espaciales se posaban en Marte. Epifanía y abismo.

“Es un año extraordinario y marcado por la pandemia que impactó claramente en la agenda legislativa, difícilmente podríamos haber abordado la famosa ordenanza de nocturnidad, donde ni siquiera sabemos cuál la <<nueva normalidad>> cuando esto finalice”, dijo la edila que preside la Comisión de Planeamiento y además integra las de Gobierno y Seguridad. Y aseguró que es muy difícil proyectar en una ciudad muy distinta y esto atraviesa también al sistema de transporte, que de 460 mil pasajes diarios bajó a 60 mil, lo que lo vuelve insustentable. “Como estos ejemplos, son muchos los temas de la agenda que no se van a poder trabajar; en otros casos hay que patear el tablero y pensar una ciudad distinta”, enfatizó.

Planeamiento

Según Gigliani, en la Comisión que preside se resolvieron temas pendientes, nuevas urbanizaciones y emprendimientos. “Entiendo que desde marzo, el nuevo Ejecutivo, aprovechando la pandemia y no ir detrás de una agenda, se dio tiempo para poder analizar y revisar normativas urbanísticas en general y preexistentes como el plan especial de calle San Juan, peatonales, entre otros”, comentó. Y dijo que en algunas de estas cuestiones coincide y en otras no.

“Ahora en el Concejo se está discutiendo una iniciativa del Ejecutivo para modificar la altura de las plantas bajas pero que en realidad se utiliza para dar un piso demás en los edificios en toda la ciudad, con esto no coincido”, aseguró. En su opinión “no todo lo que se vaya a modificar puede ser en beneficio de la gente, hay que tener cuidado que no sea a favor de las constructoras, porque la disputa de intereses es la misma de siempre”.

Para la edila, es necesario pensar, en términos de planificación urbana, qué nos deja la pandemia, “qué enseñanza, cómo hay que diseñar y planificar la ciudad de Rosario. Uno de esos temas tiene que ver con modificar el ancho de los balcones, que parece algo menor, pero no es lo mismo atravesar un aislamiento social en una casa con patio que en un departamento donde no se pueda acceder al aire, en un balcón”, señaló. Y dijo que estos son parte de los temas que hay que repensar y analizar para la ciudad que viene.

Inclusión

En una reunión que se realizó esta semana con representantes del Banco Municipal, Gigliani volvió a insistir con implementar su iniciativa: inclusión bancaria y financiera de los sectores populares y los adultos mayores. “Si algo nos dejó la pandemia es la demostración de la prácticamente nula inclusión de estos sectores”, dijo sobre la ordenanza que presentó en 2015 y que, premonitoriamente, trata un tema que la cuarentena puso en foco: la falta de uso, por desconocimiento, de las tarjetas de débito, con las consecuencias negativas para una población que quedó al margen de los aggiornamientos en tecnología.

“Si en 2016, cuando se aprobó, se hubiese trabajado en la inclusión de los adultos mayores, no hubiese pasado ese viernes aciago del principio de la pandemia, cuando los jubilados aún a riesgo de su vida hicieron largas colas en los bancos, porque no sabían utilizarla para hacer compras o en los cajeros”, comentó.

Este año, en plena pandemia, la ordenanza se enriqueció con nuevos aportes como lograr la bancarización de los comercios de cercanía, ya que esto constituye un problema en los barrios populares para los vecinos jubilados o con otras asistencias sociales, que no pueden utilizar sus tarjetas de débito. Además, deberá ampliarse la red de cajeros automáticos: “la pandemia dejó en claro que la gente tuvo que hacer hasta 25 cuadras para encontrar un cajero”.

¿En qué consiste la inclusión financiera y bancaria? En capacitar e interiorizar a sus destinatarios en el funcionamiento de cajas de ahorro y las tarjetas para lograr el mayor beneficio de ellas. Además, generar capacidades a fin de administrar el dinero para lograr una mejor economía personal y familiar, sólo a modo de ejemplo. “La ordenanza permite trabajar en profundidad con los adultos mayores, con la tecnología que a su vez les facilita mayor socialización; y no hay que olvidar que son los sectores más vulnerables para los robos, generalmente van una sola vez al banco y se llevan toda la jubilación que usan en efectivo con el riesgo que implica, porque no saben usarlas a través de la tarjeta de débito”, describió.

La capacitación se podrá realizar a través de centros de jubilados, clubes de barrios y distintas organizaciones sociales, lo que en la práctica implica generar trabajo en territorio. Además, incluye convenios del Ejecutivo con la Universidad Nacional de Rosario (UNR), bancos, la Asociación Bancaria, Ansés, Afip y cualquier organismo competente en la materia.

Fuente: El Eslabón

 

Sumate y ampliá el arco informativo. Por 300 pesos por mes recibí info destacada de Redacción Rosario todos los días por mail en tus dispositivos y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Suscribite en este enlace: Redacción Rosario + El Eslabón. O comunicate al WhatsApp +54 9 341 6407379.

Más notas relacionadas
  • Concejo y Congreso en sintonía solidaria

    Legisladores locales del peronismo, el socialismo y Ciudad Futura respaldaron el llamado i
  • Emergencia formal

    Habrá rediseño de recorridos y frecuencias para aguantar un sistema en crisis por dos años
  • Que no falte la comida

    El Banco de Alimentos Rosario, con la colaboración de Municipio y Provincia, intenta dar r
Más por Silvia Carafa
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

Servicio de Agudo Ávila sigue sumando apoyos tras su cierre

El Consejo Consultivo Honorario de Salud Mental y Adicciones mostró su preocupación sobre