El sindicato hotelero gastronómico local fue blanco de un ataque a balazos en la madrugada del domingo. “Jamás sufrimos extorsiones o amenazas, ni nada que se le parezca”, aclaró Sergio Ricúpero, titular del gremio.

La sede que el Sindicato de Empleados de Turismo, Hostelería y Gastronomía (Uthgra) tiene en Presidente Roca al 1000 recibió varios disparos, aún con motivos desconocidos. Aunque, según informó Radio 2, personal policial encontró en el lugar un escrito intimidatorio que rezaba: “Díganle a Matías Pera que no se meta a dónde no se tiene que meter porque si sigue, se va a poner peor. No mandes en cana como lo mandaste a Cachorra”.

En diálogo con esa emisora, Ricúpero aseguró que a Pera “no lo conozco, pero sé que va a los parrilleros de Newell’s y que hay delegados nuestros que van ahí y que seguramente lo conocen. A partir de ahí, no sé. En lo personal no sé nada”.

En declaraciones a LT8, el gremialista aseguró que “jamás sufrimos extorsiones o amenazas, ni nada que se le parezca”, aunque reconoció que “venimos de un año difícil” en lo gremial: “Los procesos internos en los sindicatos a veces no son fáciles. Tuvimos un año complicado con un pequeño grupo que no recibió el apoyo de los afiliados y ni siquiera pudo competir en elecciones internas. Cometieron algunos desmanes, pero no quiero darle importancia a ese hecho, porque sino parece que uno quiere acusarlos de esto”.

“Eso tendrá que investigarlo las autoridades”, afirmó el sindicalista. “Nosotros tuvimos un año difícil, pero no queremos acusar a nadie. No queremos hacer lo que muchos hacen: provocar y denunciar. Esa es una lógica de gente de izquierda. Pero eso terminó con las elecciones del 2 de diciembre. Tuvimos cuestiones internas que no creo que den para llegar a esto. Nosotros asumimos otra vez el 15 y ahora estamos abocados a realizar el trabajo que no pudimos hacer por la pandemia. Con los negocios cerrados era poco lo que se podía hacer”.

Ricúpero aseguró que “el gremio no merece este tipo de cosas”, ya que “jamás tuvimos amenazas ni pedidos de cosas, que uno ve que a veces pasan, como le ha pasado a algunas organizaciones sindicales y también negocios que han sufrido este tipo de problemas”, y pidió: “La Fiscalía tendrá que resolver esto. Suponemos que se aclarará con el tiempo”.

Por último, indicó que no pedirán fuerzas policiales en la puerta del local: “Pide custodia el que se siente amenazado porque hizo algo. Nosotros no le hicimos nada a nadie. Dependerá de las autoridades. Lo que tenemos es personal de vigilancia adicional durante el horario de atención, algo que es habitual, nunca necesitamos reforzar la seguridad. Yo no tengo automóvil, camino por la calle, creo no tener enemigos”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Ciudad

Dejá un comentario

Sugerencia

Caso Báez Sosa: la sentencia será el 6 de febrero

Los ocho rugbiers acusados de asesinar a Fernando en Villa Gesell en enero de 2018, pidier