La universidad pública suma una nueva institución pensada para la formación y la atención a la comunidad. Se trata del Instituto Universitario de Fonoaudiología Aplicada de Rosario Prof. Fga. Ana M.C. Baldomá, que depende de la Escuela de Fonoaudiología de la Facultad de Ciencias Médicas (UNR). Este jueves, a las 10, será su presentación.

El instituto fue creado formalmente en diciembre de 2019, pocos meses antes del inicio de la pandemia de coronavirus. La situación sanitaria obligó a postergar su pleno funcionamiento, por eso ahora se da la nueva presentación pública de este espacio que vincula educación y salud. Se decidió hacerlo este jueves 12 de mayo, que se celebra el Día de la Fonoaudiología. La fecha recuerda la creación de la primera Entidad Científica Fonoaudiológica Argentina (Asalfa), fundada en 1948.

“Fue un desafío”, expresa la directora del Instituto, Cecilia Villarreal, cuando habla del diseño y puesta en marcha del nuevo espacio universitario. La vicedirección del Iufar -como más lo nombran- está a cargo de Gabriela Dotto.

El instituto comenzó el 2022 con la implementación de los talleres de práctica, esencialmente orientados a la formación de quienes estudian fonoaudiología. Paralelamente también se propone la atención a la comunidad. En rigor, realiza una múltiple función de formación y extensión, a la que además se enlazan tareas de investigación propias de la disciplina.

La directora del Instituto Universitario de Fonoaudiología (UNR), Cecilia Villarreal. Foto: Manuel Costa.

El instituto se originó hace varios años como una inquietud del departamento de clínica de la Escuela de Fonoaudiología, una necesidad que es tomada por diferentes gestiones de la carrera de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) y termina por concretarse en diciembre de 2019. “Siempre estuvo la necesidad y la mirada de tener un lugar para atender la demanda externa, pero sin alejarnos de la formación. Es el ir y el venir”, dice la directora Villarreal.

La profesora destaca que el nombre elegido para el Iufar reconoce ese compromiso de formación y trabajo con la comunidad: “Se llama Ana María del Carmen Baldomá, en homenaje a quien fuera directora de la carrera (hace muy pocos años falleció). Ella tenía una mirada sobre la extensión, sobre la asistencia, sobre lo que significa trabajar en territorio y en contexto. Una persona maravillosa. Ana trabajó mucho para la escuela y la existencia del instituto”.

El nuevo espacio

El Instituto funciona en San Lorenzo 2969 (instituto.iufar@gmail.com, 4362300 interno 2472). Dispone de consultorios acondicionados para las prácticas, cámara Gesell para que un buen grupo de estudiantes puedan seguir de cerca el trabajo con pacientes, un consultorio de audiología y salones de clases también destinados para la formación. La profesora Villarreal destaca aquí el apoyo clave de la Facultad de Ciencias Médicas (UNR) para que el Iufar esté en marcha y muy bien equipado.

Los espacios están pensados para la práctica y formación integral de las y los estudiantes. Foto: Manuel Costa

Actualmente -señala- se articula con diferentes instituciones para atender a la comunidad en el nuevo espacio. “En este momento, estamos con demandas que han surgido de escuelas, instituciones, de acompañamiento a las trayectorias educativas y que nos piden trabajar con atención fonoaudiológica”, detalla.

El trabajo es siempre a través de acuerdos, de convenios para responder a esos pedidos. “En realidad es: tenemos esta necesidad, ahí vamos y vemos cómo podemos dar respuesta en función de los recursos humanos de los que disponen”, resume.

Eso sí, Villarreal asegura que los pedidos son numerosos. “Hay una altísima demanda de atención fonoaudiológica”, afirma y señala que proviene de distintos lugares: escuelas, espacios para el trabajo de trayectorias educativas que piden evaluación y acompañamiento fonoaudiológico, entre otros.

Esa necesidad de atención fonoaudiológica, en lo cotidiano, se manifiesta mayormente en expresiones que refieren a diferentes problemas de la comunicación humana, como: “No habla bien”, “tiene dificultades para comunicarse”, “no se le entiende” o “no conecta”. Sin embargo, ahora se suman otras derivadas de la pandemia. “Vemos que hay demandas muy marcadas que afectan la comunicación de diferentes formas”, advierte Villarreal sobre cómo afectó la ausencia de vinculación entre pares y adultos a las niñas, niños y adolescentes, en especial.

El instituto dispone de consultorios y cámara Gesell para las prácticas estudiantiles. Foto: Manuel Costa.

Proyectos en marcha

En la actualidad, -detalla la directora del Iufar- llevan adelante tres proyectos de extensión. Uno que tiene que ver con los talleres de prevención en voz y audición, en el que ya trabajaron el año pasado en un instituto de formación docente. “La idea es trabajar de manera anticipatoria, preventiva desde el profesorado para resguardar la voz” de quienes van a ejercer la docencia, dice.

Otro proyecto de extensión es sobre el ingreso escolar y las infancias. Está planificado ponerlo en marcha este año, en una población barrial de la ciudad. La tercera de las iniciativas trabaja con mujeres privadas de la libertad y sus hijas e hijos pequeños. Busca acompañarlas, en aspectos de prevención y relacionados con el desarrollo del lenguaje.

La profesora Cecilia Villarreal resalta lo significativo de que la creación de este instituto se dé en el ámbito de la educación pública: “Sentimos que con este primer Instituto universitario de la Escuela de Fonoaudiología para la atención de la comunidad, que mira la formación, a la investigación y a la extensión, podemos -en cierta manera- devolver lo que recibimos de las y los ciudadanos cuando aportan a la educación pública”.

La directora también da clases en el primer año de la carrera de fonoaudiología. Desde ese lugar de docencia, considera que ese compromiso que asume la creación del instituto también contribuye a la formación profesional integral: “Es poder ir instalando en la conciencia de cada estudiante, que la fonoaudiología no es cualquier carrera, que hay un otro, con quien se aborda la comunicación. Y que tenemos que estar preparadas para dar respuesta a la comunidad”.

 

Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Marcela Isaías
Más en Educación

Dejá un comentario

Sugerencia

Alberto pide más retenciones para separar precios internos de los internacionales

“Tenemos que hacer algo para que los precios internos se desacoplen de los internacionales