Un académico, un concejal de Cambiemos en Rosario y otro del Frente de Todos coincidieron en que la causa sobre presunta recopilación ilegal de información en el Ministerio de Seguridad constituye, a priori, “un relato” que supone “un vuelto” por las investigaciones motorizadas por el exministro y ex titular del Organismo de Investigaciones (OI), Marcelo Sain, que apuntaron a la complicidad política, judicial y económica con las organizaciones criminales que opera en Santa Fe.

El concejal del FdT, Eduardo Toniolli, dijo que “no me parece una causa seria”. Argumentó que funda su opinión en una sospecha, al señalar que “teniendo en cuenta quiénes son los que están atrás en términos judiciales: el fiscal Arietti de Santa Fe, que está muy cuestionado, y justamente por investigaciones que llevó adelante (Marcelo) Sain”.  

En declaraciones a Radio Universidad agregó que “esto huele mucho más a hasta dónde han llegado algunas investigaciones (de Sain), que involucran al poder económico, político y judicial, como el caso Oldani. Sería entonces una especie de vuelto a funcionarios que han cumplido con su deber de iniciar investigaciones”.

El concejal de Cambiemos, Roy López Molina, señaló en su cuenta de Twitter que “en Santa Fe, el nuevo objetivo del elenco estable es la construcción de un relato para garantizar que nunca más nadie se atreva a perseguir a las poderosas mafias que explican la violencia: como no alcanzó con la demonización de Sain, ahora pretenden crear la idea de espionaje”.

Y continuó: “¿Saben por qué no fue suficiente el ataque sistemático a la persona del ex Ministro de Seguridad y necesitan instalar que existía un sistema para espiar ilegalmente? Porque, a pesar de todo, el poder real de las mafias estatales nunca quedó tan expuesto y cuestionado como ahora”.

Para el criminólogo Enrique Font, la principal hipótesis sobre lo ocurrido es que se trata de “un caso de lawfare a la santafesina”.

“El bloque de poder en la provincia bloqueó todo lo que pudo su gestión (la de Sain), lo hizo renunciar al ministerio, le dobló el brazo al gobernador (Omar Perotti), luego lo persiguió en su regreso al OI y que ahora hace esto que yo creo que es una operación, hasta que las pruebas me demuestren lo contrario”, añadió en una entrevista con Radio UNR.

Y completó: “Creo que buscan una represalia porque pateó muchos hormigueros en su gestión y buscan disciplinar institucionalmente en Santa De para que nunca nadie más se anime a hacer eso”.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
  • Que no se Corte

    El máximo tribunal desplazó al juez del concurso de Vicentin y tomó el caso, con destino i
  • La pregunta del millón (de dólares)

    Un préstamo “blando” de Vicentin SAIC a un director de la empresa, por un palo verde, term
  • Expoagro del delito

    Nueva imputación al ceo de Vicentin por desobediencia judicial. El magistrado le fijó una
Más por Luciano Couso
Más en El Eslabón

Dejá un comentario

Sugerencia

Pañuelazo en la embajada de EE.UU para repudiar el fallo contra el aborto

Los movimientos y colectivos feministas se manifestaron frene a las puertas de la embajada