El auriazul frenó su marcha ganadora al perder 3 a 0 contra Central Córdoba de Santiago del Estero, en el Gigante de Arroyito, por la fecha 11 del torneo local. González Metilli, Soraire y Martínez anotaron para la visita.

El Canaya padeció una dura e inesperada goleada en su cancha, ante el equipo santiagueño que pelea por la permanencia en la máxima categoría. El envión anímico que traían los del Apache no fue suficiente para frenar el impulso del Central Córdoba de Abel Balbo, que consiguió su primera victoria en el club.

Rosario Central arrancó con mucha posesión de la pelota, pero ante cada avance se topó con la prolija y bien parada defensa aurinegra. Y a medida que se diluían sus ataques, el rival comenzó a crecer. Jesús Soraire metió una linda bocha por detrás del lateral Ismael Cortez, que casi aprovecha Jonathan Bay. En la siguiente, Alejandro Martínez metió un remate cruzado, demás abierto.

A los 23’ se dio lo que se insinuaba. El Gigante de Arroyito y los televidentes fueron testigos de un verdadero golazo de Francisco González Metilli, que vio venir un centro cruzado y sin dejarla caer ni pararla, metió una volea que se le metió por arriba a Gaspar Servio, quien voló para la foto. 

Central –que ya había perdido a Ignacio Malcorra por lesión (Facundo Buonanotte ingresó en su lugar)– apenas se aproximó con un disparo lejano de Marcelo Benítez que despejó bien César Rigamonti. 

Los dirigidos por Carlos Tévez ya habían perdido todo tipo de protagonismo, y los de la capital santiagueña se agrandaron ante la impotencia e impaciencia del dueño de casa. Y a los 39’ le propinaron el segundo gol: fue de Soraire, que se las ingenió para rematar entre muchas piernas auriazules. Se desvió en una de esas tantas, y descolocó a Servio.

Central salió a jugar la etapa complementaria con más empuje que claridad. Tuvo el descuento en un cabezazo del Cholo Benítez que dio en el palo, y en un violento disparo de Gustavo Ramírez que salió al cuerpo de Rigamonti. Pero al igual que en la primera parte, con los minutos, se fue apagando.

Los comandados por Balbo apostaron a la contra. Después de varios intentos frustrados, Servio cortó un avance con falta dentro del área, y el Ferroviario resolvió la cuestión. A los 38’, Alejandro Martínez de penal, la puso arriba, haciendo vano el intento del arquero, que le adivinó la intención, pero quedó lejos de poder desviarla. 

Con la derrota, Central cortó una racha de cuatro partidos sin caídas y sin recibir goles. Además, perdió por primera vez en su historia contra Central Córdoba (SdE), que sacó la mayor cantidad de puntos en condición de visitante.

¡Sumate y ampliá el arco informativo! Por 500 pesos por mes recibí todos los días info destacada de Redacción Rosario por correo electrónico, y los sábados, en tu casa, el semanario El Eslabón. Para suscribirte, contactanos por Whatsapp.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en Deportes

Dejá un comentario

Sugerencia

Cuando pase el temblor

Yo no sé, no. Una mañana de un sábado de agosto íbamos seis en un bondi rumbo al Saladillo