Los trabajadores el Centro Cultural y Cooperativa La Toma recibieron este viernes un fuerte respaldo de una amplio y plural espectro de organizaciones gremiales, sociales, de derechos humanos y políticas.

En un acto encabezado por sus trabajadores, el referente del espacio Carlos Ghioldi, agradeció la muestra de apoyo a todos los sectores presentes, que habían desbordado el lugar, y explicó que el proyecto actual sufre una permanente amenaza de desalojo.

Ghioldi remarcó que La Toma, espacio ocupado tras la quiebra del ex supermercado Tigre, donde hoy funciona un mercado popular y 45 emprendimientos y organizaciones, “se sostiene gracias al acompañamiento y la apropiación del sitio por parte del movimiento obrero y popular”.

Más notas relacionadas
Más por Redacción Rosario
Más en La imagen

Dejá un comentario

Sugerencia

Reforma previsional: marchas, represión y paro de la CGT

El ajuste de Macri genera cada vez más rechazos. Gendarmería reprimió a movimientos social