El presidente Alberto Fernández pidió a representantes de los grandes grupos de medios del país que colaboren creando conciencia ante la amenaza del Coronavirus. Desde los medios cooperativos, en tanto, se ratificó “el compromiso con la ciudadanía ante esta situación de emergencia” y se reafirmó la voluntad de aportar al freno de la amenaza sanitaria desde las expresiones “federales y populares de la comunicación”.

“Difundan contenidos educativos”, pidió el mandatario nacional a directivos de medios a los que recibió el lunes 16 de marzo en la Casa Rosada. De acuerdo con lo informado desde Buenos Aires, entre los asistentes se encontraron representantes de los grupos más concentrados, los que monopolizan el negocio de la comunicación en la Argentina. “Les pido que me ayuden a difundir que todos se queden en sus casas”, pidió también el presidente ante, entre otros, Jorge Rendo y Martín Etchevers, de Clarín; Jorge Fontevecchia, de Perfil; Daniel Vila, de América; Daniel Hadad, de Infobae y Fernando Saguier, de La Nación, quien relató que uno de los capos de un grupo audiovisual ofreció destinar “dos horas” diarias de sus programaciones a la difusión de contenidos educativos. Aunque ninguna de las crónicas aclaró si la oferta era gratuita, es de esperar que así haya sido, ya que esos grandes grupos, además de hegemonizar el mercado publicitario privado, han sido los principales beneficiados en la distribución de la pauta estatal nacional en los últimos años.

Distinto fue el panorama en ese sentido en los medios cooperativos: en su gran mayoría fueron excluidos del reparto de los fondos publicitarios estatales en el mismo período en que los grandes se llevaron la mayor parte de la torta.  De todos modos, desde el espacio de diarios, canales, radios y portales de la Economía Social el presidente de la Federación Asociativa de Diarios y Comunicadores Cooperativos de la República Argentina (Fadiccra), Julio Delgado, afirmó que “se ha renovado, ante esta emergencia, el compromiso con la ciudadanía de informar con responsabilidad, de crear conciencia de la importancia de cumplir las disposiciones adoptadas por los distintos niveles de gobierno”.

“Nos parece muy bien que se pida estar a la altura de las circunstancias. Los medios cooperativos, comunitarios y de la Economía Social tenemos un vínculo muy directo con nuestras comunidades, somos una expresión federal y popular y vamos a redoblar esfuerzos para aportar en esta pelea”, remarcó Delgado, quien informó que Fadiccra, aunque hasta ahora no haya sido llamada a la Rosada, está en contacto -a través del vicepresidente de la entidad, Fernando Gómez- con funcionarios de la Secretaría de Medios y Comunicación Pública de la Nación para coordinar acciones y campañas de difusión.

El monopoliovirus

“Durante los años en los que gobernó Mauricio Macri nuestras empresas autogestionadas sufrieron, igual que las de otros rubros, un desplome económico muy pronunciado provocado por las políticas de ajuste”, recordó el titular de la Federación que agrupa a más de 30 cooperativas de varias provincias, entre las que se cuentan las santafesinas La Masa -que produce este periódico desde Rosario- y El Correo de Firmat.

“Fueron brutales la caída del mercado interno, los tarifazos y los favores a los grandes grupos. En el caso de los medios gráficos el agravante fue la desorbitada suba del papel para diarios”, señaló después Delgado, presidente también de Coopegraf, la cooperativa de La Rioja que edita el diario El Independiente, el más leído de la provincia cordillerana.

Aunque con vasta experiencia en eso de sortear empinadísimas cuestas como las de los Andes, entre 2015 y 2019 en Copegraf tuvieron que ajustarse los cinturones como nunca desde 1971, año de fundación de la cooperativa.

“Tuvimos que reducir nuestros ingresos, porque en las cooperativas y empresas recuperadas privilegiamos no dejar afuera a ninguna compañera y ningún compañero”, resaltó el dirigente riojano.

“Ahora tenemos la esperanza de remontar. Queremos sentirnos acompañados por el Estado, no que nos mantenga. Necesitamos respaldo para reposicionarnos en el mercado y no seguir atacados como durante el macrismo, que al mismo tiempo que nos perjudicó con su política económica nos excluyó de la distribución de la pauta publicitaria oficial, destinada mayoritariamente a los grandes grupos, acentuando el monopolio en un sector en que la diversidad y la pluralidad son claves”, subrayó Delgado, para después señalar que “el gobierno de Macri también derogó aspectos fundamentales de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual como el que fijaba límites a la cantidad de medios que pueden estar en manos de una misma empresa. Y desconoció la ley que declaró de interés público el manejo del papel para diarios, que se había aprobado para frenar las maniobras monopólicas de Clarín y La Nación, propietarios de la mayoría de las acciones de Papel Prensa, la única empresa nacional que produce el insumo principal de la industria gráfica. Así, se acentuó la desigualdad de condiciones para competir y prestar un servicio muy importante”.

“A la hora de informarse y expresarse, nuestro pueblo no puede ser rehén de las corporaciones. Avanzar en la democratización de la información es necesario siempre, y más en situaciones críticas como la que estamos viviendo”, reforzó Delgado.

Dichos y hechos

La derrota electoral de Cambiemos el año pasado fue para los medios cooperativos un viento de esperanza, tamizado por las señales de moderación y cautela que Alberto Fernández dio durante la campaña respecto de la llamada “guerra” contra Clarín y compañía, pero viento al fin.

La esperanza tuvo nuevo impulso con el primer discurso oficial del nuevo presidente en diciembre pasado. Es que por un lado ponderó en términos generales el rol de las cooperativas como herramientas para la recuperación de la producción y el empleo. Y además se comprometió a “reorientar” la distribución de la pauta oficial.

Los signos alentadores se apreciaron también en la apertura de despachos oficiales y el compromiso de apoyo de sus nuevos moradores, quienes paralelamente advirtieron que habría que esperar un poco para que haya respuestas concretas.

“Sabemos que este gobierno sí que recibió una pesada herencia y que no es fácil atender con la premura que hace falta todas las necesidades que hay en las expresiones de una economía distinta, humana. Y ahora se suma esta coyuntura complicada por la necesidad de enfrentar al coronavirus con medidas drásticas, que lamentablemente generarán efectos económicos no deseados. Igual, una vez más, estamos en la primera fila en el frente de batalla y vamos a poner todo lo que tenemos, con el deseo de superar pronto esta situación y volver a proyectar desarrollo, crecimiento, trabajo, democratización de la información. Estamos a muy poco de un nuevo aniversario del inicio de la última dictadura, y creemos que avanzar con estas premisas como guía es el mejor homenaje que podemos rendir a quienes dieron la vida por una democracia plena”, remarcó Delgado.

 

Más notas relacionadas
  • Diálogo cortado en Santa Fe

    Mutuales santafesinas entraron en cortocircuito con el gobierno provincial por la aplicaci
  • Una oportunidad para un modelo

    Francisco Martínez se hará cargo de un nuevo espacio para las empresas recuperadas en el I
  • Sobrevivir a diario

    Medios cooperativos afrontan la cuarentena con campañas de concientización y a la espera d
Más por Manolo Robles
Más en Política

Dejá un comentario

Sugerencia

Continúan los recitales vía streaming con protocolo

Siguiendo dispositivos sanitarios oficiales por la pandemia, este viernes y  sábado se pre