Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

En el marco de las medidas anunciadas para agilizar la inscripción de cooperativas y mutuales, el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes) avanzó en un convenio con la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip) para unificar el otorgamiento a las nuevas entidades de su matrícula y su Clave Única de Identificación Tributaria (Cuit). Hasta ahora, primero se tramitaba la matrícula ante el Inaes y solamente una vez obtenida esa habilitación se podía iniciar la inscripción ante el organismo tributario, necesaria para poder empezar a operar económicamente. Con la unificación de ambos trámites, las nuevas entidades ahorran un tiempo vital entre la decisión de conformarse como tales y el comienzo de la actividad que eligieron desarrollar. El acortamiento de plazos es vital sobre todo en los casos de las cooperativas de trabajo conformadas para recuperar empresas quebradas o abandonadas por sus patrones, en las que se continúa una actividad previa bajo una nueva figura jurídica.

No son pocas las empresas recuperadas que, al comenzar a funcionar bajo la conducción de sus trabajadores y trabajadoras, tuvieron que operar con facturas “prestadas” o directamente en negro durante varios meses, a la espera de su matrícula y su posterior inscripción en la Afip. Esa irregularidad provocó en muchos casos la pérdida de clientes importantes y la imposibilidad de acceder a nuevos vínculos comerciales y oportunidades de trabajo.

De allí que la novedad de la unificación del otorgamiento de matrícula de Inaes y Cuit haya sido celebrada y evaluada como una señal positiva en las organizaciones que agrupan al movimiento de empresas recuperadas, desde el que se esperan muchas otras medidas del Estado en favor del desarrollo del sector.

Entre las razones de la unificación de trámites citadas en la resolución oficial que la puso en vigencia, se menciona que “la realidad social y económica imperante” generó en los últimos meses “un incremento exponencial de las inscripciones de cooperativas y mutuales”. Buena parte de ese incremento está dado por las cooperativas conformadas por laburantes de empresas en crisis que apuestan a la autogestión para sostener sus fuentes de trabajo, práctica que se multiplica en momentos de caída de la actividad económica como el que se afronta hace ya varios años debido a las políticas neoliberales del macrismo y la posterior paralización general por la pandemia.

La continuidad de casos y el consiguiente crecimiento de la demanda de políticas públicas específicas para acompañarlos, llevó a que el Inaes cree a principios de este año una Comisión de Empresas Recuperadas, para cuya coordinación fue convocado Francisco Martínez, referente de la Cooperativa de Trabajo Textiles Pigüé, que recuperara hace casi dos dećadas la planta textil de esa localidad del sur bonaerense que perteneciera a la empresa Gatic.

Martínez se cuenta entre quienes promueven y valoran medidas como la de unificación del trámite de obtención de matrícula y Cuit, pero también entre quienes van por más. “Después de muchísimos años de reclamar políticas para el sector, hoy nos toca la histórica responsabilidad de empezar a mejorar el sector de las empresas recuperadas para recibir a esas compañeras y compañeros que hoy lamentablemente se encuentran desocupados en un escenario mucho mejor que el que hemos transitado nosotros”, sostuvo respecto de su función en el Inaes, en el marco de una charla sobre empresas recuperadas convocada por la Universidad Nacional de Lanús (Unla).

En ese marco, expresó su compromiso de estar “atento a las situaciones de coyuntura” y a la vez no cejar en la búsqueda de un desarrollo amplio y sustentable. “Hay que subir a las cadenas de valor a todas las empresas recuperadas”, señaló, al tiempo que abogó por una “ley del trabajador de la autogestión” que contemple la garantización de derechos sociales y por la modificación de la ley de cooperativas de trabajo.

En este sentido, Martínez asumió que en estos último meses no se avanzó lo que se esperaba en todas esas reivindicaciones. La decisión del Estado de priorizar acciones que den respuesta a la emergencia por la pandemia, más el cimbronazo que significó para el Inaes el fallecimiento de su presidente, Mario Cafiero, son atenuantes insoslayables a la hora de evaluar lo hecho; pero Martínez se encargó de marcar que “no se trata de buscar excusas” sino de insistir en pos del objetivo de consolidar políticas que acompañen a las empresas recuperadas y autogestionadas.

Por lo pronto, la agilización de trámites para la matriculación y la habilitación comercial de las nuevas empresas recuperadas no es un dato menor; y muestra que la coordinación entre distintas áreas del Estado es necesaria para promover la autogestión. Hoy por hoy, siguen siendo varias las ventanillas públicas a las que pueden acudir las trabajadoras y trabajadores del sector. En el Ministerio de Desarrollo Productivo está el Inaes con su Comisión de Empresas Recuperadas; en el Ministerio de Trabajo, el Programa de Trabajo Autogestionado y en el Ministerio de Desarrollo Social, la Dirección de Empresas Recuperadas. “Entre todos podemos dar una gran mano a las compañeras y compañeros”, resaltó Martínez en la charla organizada por la Unla. Pero la realidad es que la voluntad de trabajar en conjunto choca con la dispersión de espacios y a veces también con mezquindades y especulaciones de quienes asumen responsabilidades de gestión.

Las menciones a las cooperativas como actores con rol protagónico en la reconstrucción del país escuchadas en el discurso de inauguración de gestión del presidente Alberto Fernández, en diciembre del año pasado, provocaron en el ámbito de la economía social grandes expectativas que se fueron desinflando al son del aislamiento por la pandemia. Esas expectativas se renuevan ahora, de cara a un próximo año que se perfila distinto, sin tanta emergencia que atender, con tantas respuestas por dar.

 

Fuente: El Eslabón

Más notas relacionadas
  • Duelo de locos

    Como buen genio bien loco que era –bien genio y buen loco también–, Daniel Briguet aceptab
  • El ejemplo riojano

    Copegraf, la cooperativa editora de Medios El Independiente, cumple 50 años y confirma la
  • Una señal de unidad y fortaleza

    La Feria de Medios Autogestivos mostró la solidez y proyección de federaciones, redes y si
Más por Manolo Robles
Más en El Eslabón

Dejá un comentario

Sugerencia

Habrá nuevas testimoniales en el juicio a los genocidas de la causa Klotzman

En la audiencia de este miércoles declararán cinco testigos en el juicio en el que son acu