Mantené los 2 metros de distanciamiento - Provincia de Santa Fe

 

Los municipales santafesinos están re calientes. Eso marcó el termómetro del plenario de secretarios generales de todos los sindicatos de la provincia realizado el pasado miércoles. La falta de convocatoria a paritarias mientras docentes y estatales de ATE y UPCN ya están en plena negociación, la urgente necesidad de recomposición salarial ante la persistente suba de precios; más una discusión sobre las autonomías municipales anunciada por el gobernador Omar Perotti y empujada por un fallo de la Corte Suprema de la Nación, que a ojos de los dirigentes gremiales significa un ajuste, elevan la temperatura de los trabajadores del sector y lo hacen saber sus referentes. “El jueves de la semana que viene volveremos a reunirnos en plenario y si no hay convocatoria a paritarias estaremos disponiendo medidas de fuerza, en principio de 48 horas con movilización”, adelantó a El Eslabón el titular de la Festram, Claudio Leoni.

La Federación de Trabajadores Municipales de Santa Fe (Festram) se declaró en estado de alerta y movilización. En su plenario del miércoles pasado en la sede de la entidad, ubicada en la capital provincial, abordó un temario con eje en la cuestión salarial tras el cual dejó programada una alarma que sonará el próximo jueves. “Se decidió dar ese plazo para tener una reunión de paritaria, porque hasta ahora no hemos sido convocados cuando el resto de los gremios ya están sentados en la mesa de discusión”, precisó Leoni.

“Estamos pidiendo que se analice cómo recomponer el salario porque la verdad es que se generó una brecha muy grande el año pasado, en la que el salario mínimo de un trabajador municipal quedó en el orden de los 35 mil pesos y la canasta básica supera los 52 mil”, ilustró el secretario general de la Fetram. “Esto significa tener a muchos más de la mitad del gremio debajo de la línea de pobreza”, subrayó el además referente de la Corriente Federal de los Trabajadores de la CGT.

En el plenario del miércoles pasado, los dirigentes municipales coincidieron en la necesidad de discutir un aumento salarial que supere la inflación –que hace cada vez más difícil el acceso a los alimentos básicos– y que reintegre la caída del poder adquisitivo, que calcularon en más de un 16 por ciento durante el año pasado.

De acuerdo al Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec), una familia necesita un ingreso de 54.207,53 pesos para no ser pobre. El gobierno de Alberto Fernández prevé una inflación del 29 por ciento según se plasmó en el Presupuesto 2021. Los municipales consideran que esas –y un rechazo a sumas fijas no remunerativas ni bonificables– serán las pautas a debatir. Para Leoni, “la necesidad de recomponer salarios es tanto producto de la crisis económica y de la pandemia como un instrumento para reactivar cada una de las regiones, porque es el recurso del Estado que llega a cada pueblo a través de la capacidad de consumo que tienen nuestros trabajadores”.

“Lamentablemente hay una decisión del gobierno (provincial), utilizando un fallo de la Corte (Suprema de Justicia de la Nación) del Lawfare, que exhortó a Perotti a adecuar la normativa en función de las autonomías municipales, y el gobernador salió con un proyecto de autonomía que nadie conoce”, se quejó el dirigente de la Festram.

Según Leoni, “el único proyecto que tiene (la propuesta de autonomías municipales) es la eliminación de la negociación colectiva en el sector municipal, con lo cual esto suma un clima de mucha tensión, ya que además es un sector que es esencial que ni siquiera ha sido considerado en un proceso de vacunación prioritario”. “Todo eso hace un cóctel de situaciones de malestar con el gobierno de la provincia, con la Corte y por la situación económica que estamos viviendo en estos momentos”, agregó.

“Nosotros venimos pidiendo reuniones paritarias desde diciembre, el último pedido lo hicimos la semana pasada sin ningún tipo de respuesta del gobierno. Un silencio que nos obliga a poner una fecha, que es el día jueves. Volveremos a reunirnos en plenario de secretarios generales y, si no hay convocatoria a paritarias, estaremos disponiendo medidas de fuerza, en principio de 48 horas con movilización”, advirtió el titular de la Festram. Y remarcó: “Estamos en una situación de alta tensión con los propios compañeros trabajadores respecto a las distintas políticas que van contra el sector laboral”.

Festram quiere un debate profundo sobre autonomía municipal

“Nosotros estamos de acuerdo con la autonomía, pero creemos que si la autonomía no va acompañada de una transferencia de recursos en función de la responsabilidad que se le otorga a cada Estado local, es la aplicación del ajuste”, reflexiona en diálogo con este medio el secretario general de la Federación de Trabajadores Municipales de Santa Fe (Festram), Claudio Leoni.

El dirigente señala que “la autonomía municipal es un concepto que en sí mismo nace con el «Consenso de Washington», como un mecanismo de transferir responsabilidades sin recursos y aplicar un ajuste en el gasto público”. “Además hay que discutir profundamente qué tipo de autonomía se quiere. Hay muchos ejemplos de cómo funcionan, como pueden ser los condados en Estados Unidos, los Cantones Suizos, las Regiones españolas”, añade.

“Es una discusión muy profunda, que debe pasar más por las autonomías de los pueblos que de las autoridades y las instituciones. Aquí es donde vamos a tener diferencias”, destaca Leoni. Y aclara: “No estamos en contra, lo que no queremos es que la autonomía, que es una obligación que tienen las provincias a su propio criterio, sean un instrumento para terminar con la negociación colectiva y con el derecho constitucional de igual remuneración por igual tarea”.

Consultado por el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación sobre autonomía municipal, que exhorta a la provincia a adecuar su legislación, el titular de la Festram fue directo: “Hay cuestiones en las que tenemos que ser sinceros. Hemos sido claramente opositores a la designación de jueces por decreto, hemos cuestionado decisiones de la Corte, como no respetar el planteo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos con relación a la libertad de los presos políticos, particularmente en Milagro Sala, y fueron parte de incluso apoyar hasta el golpe de Estado en Brasil. No tenemos respeto por esta Corte”, reconoció Leoni.

“Hay acciones políticas de la Corte que trascienden las responsabilidad de ordenar a la Justicia y por eso decidimos llevar este planteo a la Organización Internacional del Trabajo (OIT), porque entendemos que esta exhortación, en realidad no hay un fallo de inconstitucionalidad, que lo que hace la Corte con esta exhortación a la provincia es una decisión política que va contra derechos internacionales del trabajador que tienen rango constitucional”, concluyó el dirigente.

 

Fuente: El Eslabón

Más notas relacionadas
Más por Juane Basso
Más en El Eslabón

Dejá un comentario

Sugerencia

Dudas y certezas

La reunión del Consejo Federal de la Hidrovía ratificó su continuidad en manos privadas. A